ESCÁNDALO EN LA FISCALÍA

Aseguran que el fiscal Ponce Asahad, sospechado de corrupción, "no está detenido"

El director de comunicación del Ministerio Público de la Acusación, Sebastián Carranza, contó que el funcionario tiene una investigación abierta y reveló que "está ofuscado y sorprendido por esta situación".


Tras conocerse el allanamiento al domicilio del fiscal de la Unidad de Flagrancia de Rosario Gustavo Ponce Asahad, sospechado por filtrar información a una banda delictiva ligada a juego clandestino, desde el Ministerio Público de la Acusación aclararon: "Tiene en este momento una investigación abierta con formación de causa por incumplimiento de los deberes de funcionario público, no está en calidad de detenido".

El director de comunicación del MPA, Sebastián Carranza, detalló: “Lo que se está realizando es un procedimiento que tiene relación a una investigación que lleva adelante por la Agencia de Criminalidad Organizada de la Fiscalía en cuanto a lo que se hizo de público conocimiento hace una semana atrás sobre la filtración de información sensible dentro de una investigación en curso. Lo que se está realizando es un allanamiento en busca de material de interés y teléfonos celulares”.

El fiscal tiene en este momento una investigación abierta con formación de causa por incumplimiento de los deberes de funcionario público, no está en calidad de detenido. No podemos apresurar información porque varios temas están en reserva, por el momento es solamente un allanamiento para requerir material de interés, analizar su celular y a partir de ello determinar los pasos procesales”, contó y ante la consulta sobre si Ponce Asahad seguirá en funciones, respondió: “Por el momento si, eso es algo que va a tener que determinar la Fiscalía Regional con los pasos a seguir en las próximas horas".

Sobre la implicancia que tendría un colaborar directo del fiscal encargado de la unidad especial de Covid-19 en Rosario, Carranza dijo: “Hay algunos datos que se mantienen en reserva, pero también se realizó hace algunos días un allanamiento a uno de los empleados del fiscal en el cual se secuestró material de interés y su celular para analizarlo. Desde la misma Fiscalía somos los primeros interesados en saber cómo se filtró esta información y quién la filtró. Hay mucha información en reserva por las implicancias que puede tener, no solamente por la posible participación de un funcionario, sino también por la cantidad de información que se maneja en la Fiscalía, no solo por esta investigación sino por otras”.

Obviamente el fiscal está ofuscado con esta situación, también está sorprendido”, contó el vocero del MPA sobre cómo tomó la noticia Ponce Asahad, al tiempo que aseguró que el sospechado "nombrará un abogado y hará su descargo en los próximos días", como así también aclaró que “la familia del fiscal no está involucrada en esta situación”.