otro indicador alarmante

Salud: por la crisis, 40.000 rosarinos, al sistema público

Perdieron la prepaga o la obra social por diferentes motivos en 2018. Unos no pudieron pagar y otros se quedaron sin empleo.

Redacción Rosario Nuestro

lunes 7 de enero, 2019

Unos 40.000 ciudadanos de la ciudad abandonaron durante 2018 la cobertura de las empresas de medicina prepaga o se quedaron sin obra social tras haber perdido sus empleos por la crisis económica, por lo que se volcaron al sistema público de salud.

Así lo reveló el secretario de Salud de la municipalidad de Rosario, Leonardo Caruana, al explicar cómo la crisis económica afectó durante el año pasado la vida cotidiana de miles de personas en la ciudad.

Al menos 40.000 personas abrieron historias clínicas en centros de salud y hospitales públicos provenientes de empresas de medicina prepaga, a las que abandonaron por no poder seguir pagando la cuota mensual o por haber perdido sus empleos.

“Fue un incremento que se mantuvo en forma sostenida. Se trata de la incorporación de familias o individuos al sector público, por diferentes motivos, pero particularmente por la pérdida del trabajo y el reacomodamiento de la economía familiar que obliga la crisis”, afirmó el funcionario.

Salud: por la crisis, 40.000 rosarinos, al sistema público

Caruana explicó que esta situación se revela en “un mayor retiro de medicación crónica, para la diabetes, la hipertensión y las cardiopatías crónicas”.

En declaraciones radiales, Caruana trazó un panorama preocupante respecto de la atención médica en la cuidad y explicó: “Un importante porcentaje de historias clínicas abiertas son de personas que antes tenían obra social pero por perder el trabajo pierden la cobertura y se incorporan totalmente al sistema”.

En junio, Adrián Rascón había adelantado que la misma situación, se observa en todo Santa Fe: ““No nos parece una cuestión que no podamos demostrar, hay mucha gente desocupada y se está notando con el ingreso de carpetas nuevas”.

El médico y funcionario dijo a CLG que era un “contratiempo” el ingreso de la población que se está quedando sin empleo y cobertura médica: “Veíamos que estábamos tranquilos, ahora se nos está sumando gente que hasta hace un año atrás tenía su sanatorio por su obra social. No los teníamos contemplados”.

Un estudio del Centro de Estudios Económicos y Sociales Scalabrini Ortiz difundido en noviembre indica que la tasa de desocupación en Rosario aumentó de 9,77% a 13,89% en el tercer trimestre del año mientras que la tasa de subocupación llegó al 13,27%.

En números concretos, implica que en el tercer trimestre (junio – setiembre) de 2018 había en Rosario 69.790 personas sin trabajo y en su búsqueda, es decir, 23.187 personas más que en el mismo período del año anterior.

“Esto no se explica solo por la destrucción de puestos de trabajo, sino también por hogares donde no alcanzan los ingresos y otros miembros de ese hogar salen a buscar empleo”, indicó el informe privado.

Comentarios