Fomento cultural

Anuncian un proyecto para “rescatar los cines históricos de la ciudad”

Planean otorgar funciones sin cargo a instituciones sociales y promover la industria audiovisual local.

Por Rosario Nuestro Redes

lunes 9 de julio, 2018

El concejal Eduardo Toniolli presentará el proyecto  titulado “Régimen de protección y fomento de los cines históricos rosarinos”. El mismo propone como contraprestación por los beneficios obtenidos por las salas, la realización periódica de funciones sin cargo para escuelas, clubes, centros de jubilados, e instituciones sociales, y la difusión de expresiones de la industria audiovisual local.

La iniciativa se presentará el martes a las 10 de la mañana en una conferencia a realizarse en el cine Monumental (San Martín y San Luis), que contará con la presencia de gestores de cines históricos locales.

De esta manera buscarán rescatar los cines históricos de la ciudad  que continúan funcionando, y promover la reapertura del resto.

Rosario fue un centro cinematográfico de gran importancia en el país. A lo largo de su historia se instalaron majestuosas salas de cines que decoraban la arquitectura de su centro, mientras múltiples y vistosos cines se ubicaron en los diversos barrios y parroquias, y hasta en algunos lugares al aire libre que proyectaban películas durante los veranos.

Rosario tuvo el honor de tener emplazados 79 salas de cines . En la actualidad continúan en pié tan sólo 7. Se trata del  Cine Arteón (Sarmiento 780) ; Cines del Centro (Shopping Del Siglo – Rioja 1640); Complejo Hoyts (Nansen 255 – Shopping Portal Rosario); Complejo Sohw Case (Shopping Alto Rosario); Cine El Cairo (Santa Fe 1120); Lumiere (Velez Sarfield 1027) y  Madre Cabrini (Pellegrini 669).

“Hay que entender fundamentalmente el espectro social, cultural y humano de la época. Voy a ser más claro: no existía la televisión”, señaló Néstor Zapata, director de cine y teatro explicando el porqué de su esplendor décadas atrás cuando la familia aprovechaba sus días libres o fines de semana para ir al cine, donde no sólo compartían un momento familiar sino que también se encontraban con sus vecinos, compañeros de trabajo, amigos, más allá de la película que se proyectara.

Cines del centro y de los barrios

“Salas grandes como la del Real y chicas como las del Godoy, algunas modernas y otras elegantes, los interiores con características de salas teatrales, la refrigeración y calefacción poco a poco imprescindibles. Algunos de estilo futurista, con líneas perfectas y ventanales en su frente como el Ambassador, otros con escaleras de mármol, pasamanos y barandas de acero; espaciosos halls de entrada, como el del viejo Monumental. Las jocosas ocurrencias de los espectadores del Sol de Mayo, el reloj circular luminoso debajo de la cabina de proyección del Heraldo, las palmeras y ornamentos de El Cairo, la primer pantalla panorámica del Radar y su piso de parquet, cortinados especiales como el del Rose Marie. Todas las salas tenían su encanto, su ambiente y clientela que los particularizaba y los destacaba del restorelata la investigación desarrollada por Federico Agudo, Raúl Ganuza y Lucía Modotti (UAI) afirmando que en realidad llegaron a existir hasta 180 salas cinematográficas en la ciudad.

Los cines estaban distribuidos a lo largo y ancho de la ciudad. “Rosario tuvo cines de barrio muy grandes, algo que no se dio en otra ciudad importante de la Argentina”, explica Sidney Paralieu. “Cada barrio tenía su cine”, asegura Néstor Zapata, y agrega: “La gente no tenía que venir al centro, no tenía demasiado sentido”.

 

Resultado de imagen para cines historicos rosario

Comentarios