imputado por estafas

Leonardo Cositorto, desde la cárcel: "Me hicieron una muerte civil, me destrozaron, se burlaron de todo y estamos dispuestos a avanzar hasta las últimas consecuencias”

En diálogo con con el programa "Con Estilo", por CNN Radio Rosario, el presidente de Generación Zoe rompió el silencio, habló de inocencia, afirmó que nunca estuvo prófugo y apuntó fuertemente a las condiciones de detención.


Leonardo Cositorto, presidente de Generación Zoe S.A., se encuentra detenido en una cárcel cordobesa, imputado en varios lugares del país por estafa. La última imputación la recibió en Rosario (hace un mes), y el empresario regresó a Córdoba para quedar alojado en el penal.

En ese sentido, Cositorto habló en exclusiva desde la cárcel con CNN Radio Rosario, donde cuestionó duramente las condiciones carcelarias donde permanece detenido con prisión preventiva. Además, dijo que le hicieron “una campaña política” y que Generación Zoe “llevaba cumpliéndole a la gente los pagos de manera perfecta”.

“Yo soy empresario desde los 21 años, llevábamos 5 años en varios países de toda Latinoamérica, llegamos a la Argentina a mediados del 2019. Llevábamos cumpliéndole a toda la gente los pagos de manera perfecta, además de la educación y el turismo que es algo que nadie nombra. Y el año pasado recibo una amenaza a partir de septiembre; en octubre me empiezan a sacar por la televisión, las radios, los medios, todos en contra, y nos empiezan a difamar”, dijo Cositorto en primer lugar.

“Nos condenan antes de cualquier tipo de imputación. Nos hacen una corrida donde hemos pagado a miles de personas todo lo que tuvimos y además los contratos de nuestros de fideicomiso son a tres años”, agregó.

Sin embargo, Cositorto reconoció que “hubo atraso de cuotas, obviamente, porque a cualquier banco lo quebrás. Yo he ido al banco Santander a retirar 4 millones de pesos y me daban 2. Imagínate si vamos a retirar un millón de dólares, lo tienen que juntar de las sucursales”.

El presidente de Generación Zoe fue imputado en Rosario, Córdoba, Salta, Corrientes y Mendoza, por estafas a personas que invertían su dinero en la compañía con la promesa de incrementarlo. El caso en Rosario afectó a once víctimas, por un total estimado en 175.343 dólares. Al menos hay otros veinte que presentaron sus casos, pero no pudieron ser incorporados para esta audiencia.

“Nosotros llevábamos 5 años trabajando, más de dos años y medio en la Argentina, la gente contenta, impecable, viajando, y levantamos un poco la cabeza y sale la política nefasta corrupta argentina”, cuestionó.

Y afirmó: “Nosotros teníamos una empresa con una criptomoneda legal, me hicieron perder 156 millones de dólares entre lo que perdió la gente y la empresa, ¿quién nos va a devolver todo ese desastre?”

“Nuestra empresa fue descabezada de Villa María en un abuso de poder y extorción, incluso con mucha gente, y han hecho caer una compañía argentina que hoy muchos (de los clientes) están en una compañía extranjera, haciendo la competencia y encima pagando un interés mayor que el que nosotros dábamos que era algo lograble”, aseveró.

Por último, Cositorto señaló que Generación Zoe pagó “17 millones de dólares en enero, 12 en febrero y lo último que pudimos pagar en marzo. ¿Qué estafador va a estar pagando hasta lo último? Y nos han hecho una campaña política”.

“A mí me hicieron una muerte civil, me destrozaron en la televisión, se burlaron de todo y estamos dispuestos a avanzar hasta las últimas consecuencias”, cerró.

La vida carcelaria “es una vergüenza”

En otro tramo de la entrevista, Cositorto se quejó de las condiciones de detención en la cárcel de Córdoba en la que se encuentra detenido.

“Es una vergüenza. No hay nada que no sea vergonzoso porque acá, desde la comida hasta los insecticidas para las cucarachas que matamos 10 por día en cada una de las celdas, o sea, matamos 20 mil cucarachas por día. Nadie dice nada, porque todos se quieren ir y tienen miedo de lo que le puedan hacer”, señaló el presidente de Zoe.

“Yo no busco la impunidad de los presos, pero si lo que quiero es que no dejen preso a la gente que es totalmente inocente. Entonces acá hay que hacer una transformación, y Córdoba es el epicentro de la corrupción, la extorción y la manipulación. Acá no existe el principio de la inocencia, acá te meten preso y defendete desde adentro”.

“Acá la gente duerme de a dos en colchones, duerme debajo de las camas, acá no hay baños, hacemos pis en un bidón, yo he hecho caca arriba de un cartón, no te dan papel higiénico ni por 5 días, y encima si decís algo te ponen una sanción”, cuestionó.

“En ningún momento estuve prófugo”

A principios de este año Cositorto era buscado por la Interpol. Sin embargo, el empresario aclaró que nunca estuvo prófugo, sino que, cuando emitieron el pedido de captura, él se encontraba en el exterior.

“Yo viajo por todo el mundo, afortunadamente desde muy joven. Pasé por 46 países”, dijo el empresario.

En ese sentido, contó que a principios de año viajó “a Uruguay a un chequeo médico, tengo una situación de salud; de ahí a Colombia, luego a Punta Cana y de ahí tenía que ir a España. Nos voltean (el viaje a) España y cuando me dictan el pedido de captura yo estoy en Punta Cana, en ningún momento estoy prófugo”.

“Miguen Ángel Pierri (su abogado) se presenta a la justicia y pide una libertad bajo fianza; no la contestaron porque la burocracia que hay en este país que es lamentable”, añadió.

x
Paladini hasta 30-06