CORONAVIRUS

Wuhan prohibió el consumo y la crianza de animales salvajes

El mercado mayorista de mariscos Huanan tenía una sección de animales vivos con más de 30 especies salvajes a la venta.


Las autoridades en Wuhan, el epicentro de la pandemia de coronavirus, han prohibido de manera oficial el consumo de todos los animales salvajes, en un anucio que fue comunicado este jueves al mediodía.

La administración local en la ciudad china dijo que, junto con la prohibición del consumo, Wuhan se convertiría en un "santuario de vida silvestre" donde prácticamente se prohibía la caza y la cría de animales salvajes.

De acuerdo a un informe periodístico, esto es a excepción de medidas para "investigación científica, regulación de la población y monitoreo de epidemias, enfermedades y otras circunstancias especiales".

Como parte de la prohibición, la ciudad introdujo controles estrictos sobre la cría de todos los animales salvajes, prohibiendo la cría de alimentos, informó CBS. Wuhan también se unirá a un plan más amplio en todo el país para ofrecer compras a los agricultores que crían animales salvajes.

Wuhan, una ciudad de 11 millones de habitantes en la provincia china de Hubei, vio los primeros casos de Covid-19 a fines del año pasado.

Los orígenes de la pandemia aún se están investigando, pero una de las fuentes sospechosas es el mercado mayorista de mariscos Huanan en la ciudad, que incluía una sección de animales vivos que supuestamente vendía más de 30 especies de animales, incluidos cachorros de lobo vivo, cigarras doradas, escorpiones y civetas. Vale mencionar que China cerró el mercado en enero.

En general, los investigadores coinciden en que la explicación más plausible es que el virus dio el salto de un animal a un humano en un evento de "desbordamiento zoonótico".

China ha sido presionada por la comunidad global para hacer frente a su comercio ilegal de vida silvestre después de que se vinculó con la aparición de este tipo de enfermedades.

La cifra global de muertes por el coronavirus es ahora de 318,789 personas, informó la Organización Mundial de la Salud. Más de 4,7 millones de personas han sido infectadas en todo el mundo.