Verbano: la principal fábrica de porcelanas del país ubicada en Capitán Bermudez dejó de producir y está a la venta

Se trata de la empresa Verbano. El aislamiento la mantuvo parada por un tiempo y ahora espera por inversores para no cerrar sus puertas.


En los últimos días se conoció que Verbano, la principal fábrica de porcelanas del país ubicada en Capitán Bermúdez, dejó de producir y está a la venta.

La empresa desde 1995 pertenece a una firma de capitales portugueses. A causa de la pandemia de coronavirus, que la mantuvo sin funcionar por un tiempo, sumado a que -según anunciaron desde la firma- no aparecen inversores, la producción de cerámica podría cerrar sus puertas.

Sus empleados están cobrando el 50% de sus salarios a través del programa Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción (ATP).

Si bien el aislamiento social y obligatorio le dio un gran golpe a la compañía, ya venía complicada desde hace algún tiempo, con caídas en las ventas producto del aumento de las importaciones.

Los operarios de la planta expusieron y difundieron su reclamo en las redes sociales, y la semana pasada se reunieron en las puertas de la compañía para protestar y exigir una respuesta.

Desde que se fundó la empresa en 1950 fabricó vajilla y juegos de mesa y otros accesorias como sacarineros, saleros, pimenteros, aceitera, vinagrera, servilleteros y floreros. Peleaba el mercado con la firma Tsuji.

“Desde que comenzó la cuarentena estamos sin trabajar. Cobramos marzo en cuotas y en abril y mayo solo el 50% del ATP. Tuvimos una reunión con las autoridades de la empresa y nos dijeron que ellos no van a hacer ninguna inversión y que está en venta”, aseguró a Infobae Daniela Resumi, trabajadora de Verbano y delegada del sindicato de ceramistas.

“Solo está trabajando la parte administrativa y con las pocas ventas que hay nos pagan de a puchitos. Hace dos años que cobramos el sueldo desdoblado. La crisis que ya venía se acentuó. Lo que estamos esperando es que se mantenga la fuente de trabajo, por eso todavía no iniciamos ninguna acción”, agregó.

En 1995 el grupo Faiart de Portugal adquirió las instalaciones y la marca de la ex-empresa Porcelanas Verbano e incorporó la tecnología más avanzada para agregar aún más valor a un producto tradicionalmente apreciado.