ciudad de la furia

Tres casas baleadas y dos autos incendiados: el saldo de una jornada violenta en Rosario

Los hechos ocurrieron en distintas zonas entre el atardecer del jueves y la madrugada del viernes.


La violencia se multiplica en Rosario pese a la recomendación de las autoridades de no salir en medio de la pandemia. En las últimas horas dos autos fueron incendiados y tres casas atacadas a balazos en distintas zonas de la ciudad. En ninguno de los episodios se registraron heridos. Tampoco se capturó a los responsables.

Según fuentes policiales, el primer hecho sucedió alrededor de las 18.00 en General paz al 600. Un hombre que se encontraba en su casa escuchó fuertes ruidos y al salir comprobó que habían sido tiros. De acuerdo al testimonio de vecinos los disparos fueron efectuados desde un auto, cuyo ocupante u ocupantes escaparon tras perpetrar el ataque. Algunos proyectiles impactaron sobre su auto. Se encontraron tres vainas servidas y una munición

Un episodio similar ocurrió alrededor de las 22.30 cuando una joven de 20 años salió de su vivienda y calle Pellegrini y Rosario y al llegar halló cinco vainas servidas en la calle y cuatro impactos en el domicilio. Se desconoce la modalidad del suceso. Actuó el Gabinete Criminalístico de la Agencia de Investigaciones (AIC).

Horas más tarde, pasada la medianoche, una mujer de 21 años dormía en su hogar de calle Uriarte al 7800, en zona oeste,  cuando la despertaron una serie de estruendos. De inmediato comprobó que que en el portón del inmueble había varios proyectiles. Agentes de la Comisaría 32ª trabajaron en el lugar.

Autos incendiados

Por otra parte, dos vehículos fueron incendiados durante la madrugada en diferentes hechos. El primero se registró en Ameghino al 1900 cerca de las 2.30. Vecinos del barrio llamaron a los bomberos y a la policía alertados por un Peugeot en llamas. No se precisaron datos sobre las causas del siniestro. Tampoco hubo lesionados.

En tanto, en Pasaje Público y Pasaje Ferrrari otro rodado resultó prendido fuego. Según el testimonio de una mujer dos hombres dejaron el auto abandonado en la calle y luego lo incendiaron. Se trataba de un Renault Sandero, que posteriormente se comprobó que había sido robado. El ilícito recayó en la Seccional 26ª.