Piedrel al 1700

Tras un allanamiento, la PDI secuestró más de 500 autopartes

El procedimiento se realizó con intervención de la Fiscalía de Investigación y Juicio n° 1.

Redacción Rosario Nuestro

viernes 15 de diciembre, 2017

Durante la jornada del jueves, personal de PDI llevó adelante un allanamiento en la zona de Pedriel al 1700 que culminó con un importante secuestro de autopartes que eran comercializadas de manera clandestina: más de 500, de distintos tipos y modelos de autos. El procedimiento se realizó con intervención de la Fiscalía de Investigación y Juicio n° 1.

Una vez que el personal de PDI irrumpió en el negocio clandestino, notó la presencia de 18 vehículos semidesmantelados, gran cantidad de motores y autopartes. Al consultar al titular del lugar sobre la procedencia de los vehículos y las autopartes, éste manifestó que adquiría los automóviles a través de distintas compañías de seguro que los remitían junto a las correspondientes bajas, para ser compactados.

El personal de PDI se percató de que dichas autopartes no se encontraban con los stickers correspondientes. Así mismo requirieron la habilitación municipal, que tampoco poseía. Por este motivo, se procedió al secuestro de 22 motores de automóviles diferentes marcas, 79 puertas, 21 paragolpes, 65 faros traseros y delanteros, 40 motores limpiaparabrisas, 25 tapas de cilindro, 37 bombas inyectoras, 25 cigueñales, 28 cajas de cambio, 18 pistoles, 5 arañas, 60 burros, 45 alternadores, 5 torretas, 35 tapas de baul y 6 trenes traseros.

El titular del lugar fue puesto a disposición de Fiscalia.

Comentarios