TRAS LA MUERTE DEL MAPUCHE

La policía busca a nueve activistas

Los efectivos rastrean en zona una boscosa. Por su parte, el Ministerio de Seguridad detalló lo ocurrido.

Por Rosario Nuestro Redes

lunes 27 de noviembre, 2017

Luego del enfrentamiento entre integrantes de una comunidad mapuche y efectivos de fuerza de seguridad que dejó como saldo un muerto, dos heridos y dos detenidos, ahora grupos especiales de la Policía Federal avanzan en zona boscosa y de complicada accesibilidad para buscar rastros de nueve activistas prófugos desde el sábado y de “alta peligrosidad”.

El Ministerio de Seguridad emitió un comunicado oficial explicando lo ocurrido el sábado pasado en Villa Mascardi, ante una ola de acusaciones por parte de los mapuches que deslizaron que asesinaron a sangre fría a Rafael Nahuel, la persona fallecida de 21 años. En una especie de crónica de los hechos, las autoridades detallan que fueron atacados y “lamenta lo sucedido pero considera que, en esta oportunidad, no se trató de un grupo de protesta o de reivindicación sino de una metodología de violencia armada, inadmisible con la democracia y el Estado de Derecho, y deposita la confianza en la investigación judicial para demostrar que actuó bajo todas las medidas operativas y protocolos que se utilizan en un enfrentamiento armados”.

“Rafael Nahuel no era terrorista, no tenia 27 años ni usaba armas. Tenia 22, era carpintero y participaba del Colectivo Al Margen (CTEP Bariloche). Lo mataron por la espalda. ¡Exigimos Justicia y diálogo urgente!”, escribió Juan Grabois, un referente social de vínculo con el Papa, sobre el caso.

En estas horas, la policía que llegó al lugar en reemplazo del grupo Albatros de la Prefectura Naval (quienes se enfrentaron a los mapuches) no logró avances y por ahora no da con el paradero de los nueve activistas que escaparon tras el cruce armado.

Por su parte, los dos detenidos permanecen en celdas de la Policía Aeroportuaria. El cadáver de Rafael Nahuel, la única víctima fatal, fue sometido ayer a una autopsia para determinar la causa de muerte y sacar conclusiones finales.

Por último, también se investiga si el accionar de los prefectos fue el correcto. Por eso el juez a cargo, Gustavo Villanueva, dio la orden de secuestrar las armas de los efectivos que participaron el sábado para iniciar la investigación.

Comentarios