RADIO MITRE ROSARIO

Taxistas piden acompañamiento policial para transitar por las zonas más calientes de Rosario

La propuesta fue planteada durante una reunión con el jefe de la Policía, Daniel Acosta, tras el asesinato del chofer Sergio Palma en Parque Casas el sábado por la tarde. Se enmarca en el mejoramiento de los corredores seguros.


El asesinato a balazos del taxista Sergio Palma en una zona caliente del barrio Parque Casas generó conmoción y renovó el pedido de los choferes por más medidas de seguridad en las calles de Rosario, que en lo que va de septiembre ya cosechó 15 crímenes. Marcelo Díaz, representante de la cámara local de titulares de taxis (Catiltar) contó que durante una reunión con el jefe de la Unidad Regional II, los conductores pidieron ser acompañados por un móvil para realizar viajes en los puntos más álgidos de Rosario durante la noche.

El domingo, luego del homicidio, con los ánimos caldeados, referentes de distintas agrupaciones de taxistas se reunieron con el jefe de la Policía de Rosario, Daniel Acosta, para exigir la correcta implementación de los corredores seguros en la ciudad, entre otros puntos para reforzar el resguardo de los trabajadores. "El horario de los corredores seguros es de las 20.00 a las 6.00 y esto ocurrió a las 4 de la tarde, así que no hubiera podido (el taxista) avisar nada", lamentó Díaz durante una entrevista al aire del programa El Puente que emite por Radio Mitre y reveló que durante el cónclave se planteó la idea del acompañamiento de la policía en los trayectos por los barrios más álgidos.

Al respecto, precisó que "se le va a pedir al móvil policial que acompañe al taxista desde el corredor seguro al lugar donde lleva al pasajero durante la noche" y aclaró que la propuesta tuvo buena aceptación por parte de las cúpulas de la Unidad Regional II. A su vez, remarcó que los sindicatos y agrupaciones de taxistas tienen un diálogo constante con autoridades policiales.

Sobre el final, explicó que desde hace tiempo advierten un relajamiento de los corredores seguros durante la noche y enfatizó en que esos lugares fueron dispuestos en zonas picantes de Rosario para evitar hechos de violencia.