30°
miercoles 21 de febrero del 2024

Tarifa eléctrica y aumentos: ¿cuánto pagan las otras provincias?

Cada vez más negocios bajan las persianas por no lograr afrontar las altas tarifas de los servicios, sobre todo el de la energía eléctrica. La decisión política del gobierno nacional de quitar los subsidios está produciendo un cierre en masa de pequeñas y medianas empresas de los rubros más variados. Además, en los hogares se siente fuerte el aumento y desde hace un tiempo a esta parte distintos sectores -como la Multisectorial contra el Tarifazo- salen a las calles a protestar con un pedido unánime: congelamiento de las facturas.

Crece y se viraliza: esta tarde habrá un nuevo ruidazo nacional contra los tarifazos

Rosario Nuestro intentó elaborar una suerte de comparación con algunas capitales importantes de Latinoamérica -con un caso particular en Chile- y algunas provincias del país, de modo de obtener una referencia cercana para intentar vislumbrar en qué lugar se ubica el costo de la energía en la provincia de Santa Fe. Si bien es difícil mantener rigurosidad en la comparación por la variable de los salarios, consumo e inflación, es importante señalar que sólo en la provincia de Santa Fe se están produciendo emblemáticos cierres de negocios por las altas tarifas.

PRIMERO POR CASA

Según lo resuelto por el Ministerio de Energía y Minería de la Nación, el incremento para los usuarios residenciales que consumen bimestralmente entre 300 y hasta 650 kilowatts por hora es mucho mayor que el que la Empresa Provincial de la Energía (EPE) había previsto en febrero: según el anuncio oficial, son 95 pesos más por mes en la tarifa, es decir 190 pesos bimestralmente como llega la boleta en la Provincia.

Según cifras de la ONG “Multisectorial contra el Tarifazo”, en los últimos dos años el aumento de la luz en la Provincia fue del 3.000 % y desde noviembre de 2017 a la fecha el incremento fue del 100 %. Por su parte, el ex concejal de Rosario, Jorge Boasso, indicó que “Santa Fe tiene la tarifa eléctrica más cara del país” y detalla en un informe que en la Provincia se pagan 456 pesos de luz cada 200 KW, es decir menos que Córdoba que cobra 406 y Capital Federal (Edenor y Edesur) 220 pesos aproximadamente.

Por este motivo, un grupo de 15 legisladores santafesinos presentó un proyecto de ley para retrotraer y congelar los aumentos de la luz, que estará acompañado con distintos “ruidazos” como ya sucedió el año anterior y que obligó a recalcular el ritmo de aumento de tarifas.

Aquí el listado: Santa Fe alcanza los 456 pesos cada 200KW; en Córdoba 406; en Jujuy, 382,56; en Salta, 292,88; en Mendoza, 201,92; en Chaco, 257,96 (el precio del kW incluye el IVA); en Entre Ríos, 321,68; en Tucumán, 250; en Neuquén, 447,38; en Catamarca, 309,86; en Córdoba, 406; en Misiones, 263,69; en Corrientes, 291,64; en Río Negro, 237,90; y en San Luis, 307,61.

BUENOS AIRES: MÁS POBLADO, MÁS BARATO

Un usuario de Edenor o Edesur que consume 325 kWh por mes, pasó de pagar 450 a 530 pesos de diciembre a febrero. Sin embargo, la presentación no incluye el valor nominal actual, que fue calculado por este medio en base a facturas de clientes actuales.

Más allá de estas subas, el Estado aún sigue subsidiando el consumo de la energía. El consumidor final paga hoy un equivalente de 640 pesos del costo de la energía, contra los 1.370 de lo que sale. Desde febrero de este año, el consumidor paga 1.077 del costo de la energía, contra 1.440 de lo que saldrá. La demanda paga un 74%, mientras que el Estado paga el restante.

«Por una decisión política del gobierno anterior, la energía eléctrica en la ciudad de Buenos Aires y el Gran Buenos Aires estaban muchos más subsidiadas que en el interior, donde se seguía el marco regulatorio y se actualizaba la distribución», aseguró el ministro de Energía de la Nación, Juan José Aranguren.

CÓRDOBA Y SUS COOPERATIVAS

Desde el año pasado, la Empresa Provincial de Energía de Córdoba (EPEC) implementó las facturas mensuales –hasta entonces eran bimestrales– a los fines de reducir el impacto que ese pago tenía para la economía familiar. Lo real es que los aumentos fueron tantos que muchas familias tienen hoy facturas mensuales de costo similar al que antes pagaban en forma bimestral.

En 2017, la energía ya tuvo una suba muy significativa en Córdoba. En diciembre pasado, el aumento interanual había llegado al 69,8%, sólo superado por el gas natural, que subió en el mismo período el 101%. Desde Epec reiteran la misma explicación: la culpa de los aumentos hay que buscarla en la Nación y en las sucesivas quitas de subsidios.

Frente a incesantes quejas de los usuarios, Epec tomó 3 medidas para disminuir el costo en la boleta final:

– Desagregar de la facturación todo rubro que no tenga que ver con la energía eléctrica (algunas cooperativas cobraban servicios internet, telefonía o agua).

– Se dejarán de cobrar tasas que no estén vinculadas directamente con el uso de la energía.

– Ni EPEC ni las cooperativas eléctricas (más de 200) deben pagar por el uso del espacio público, por lo que tampoco ese costo deberá ser trasladado a los usuarios.

LA EPE JUSTIFICA

Desde la EPE señalaron a Rosario Nuestro que “en Capital Federal la luz es más barata porque tiene una red eléctrica y equipamiento mucho menores que la provincia de Santa Fe, que cuenta con 54 mil KM de línea, por ende la empresa debe afrontar el gasto de mantener la red y los costos de distribución”.

“Capital Federal tiene entre 600 y 700 usuarios por Km cuadrado y la Provincia 11, por ende la densidad población es muy diferente; hay zonas de Santa Fe muy despobladas a las que se las abastece de energía, es decir que la localidad de El Nochero y Rosario pagan lo mismo por la luz”, afirmaron. Y agregaron: “Córdoba, por su parte, posee más de 200 cooperativas mientras que la provincia de Santa Fe apenas 60, lo que produce que haya menores costos en la boleta”.

Finalmente, desde la EPE alertaron que la Compañía Administradora del Mercado Mayorista Eléctrico (Cammesa) -empresa formada por el Estado nacional y representantes del sector privado que administra ventas, precios y subsidios de la energía- “aumentó fuertemente el costo al punto de que en diciembre de 2015 la EPE pagó 139 millones de pesos por energía y en abril de este año el monto fue de 1.062 millones, a lo que hay que sumarle la inflación más el valor agregado de la distribución de la electricidad”.

CUÁNTO SE PAGA EN MEDELLÍN (COLOMBIA)

Rosario Nuestro dialogó con Nelson Matta, un periodista colombiano que reside en Medellin. “Aquí llega una factura que incluye los servicios de agua, luz, gas y alcantarillado. Los precios varían según el estrato socio económico de la vivienda. Un estrato 4 (clase media) abona 1.185 pesos argentinos mensuales por los 4 servicios”.

No obstante, “el recibo discrimina cada servicio y solo de energía eléctrica son aproximadamente unos 370 pesos argentinos; y el salario mínimo en Colombia está en 5.785 pesos argentinos, mientras que un salario de clase media oscila entre 7.500 pesos argentinos y 25.900 pesos”, cerró Matta.

CHILE Y UNA LEY EJEMPLAR

Otra de las personas consultadas por Rosario Nuestro es una ciudadana que vive en la capital: Santiago de Chile. Según sus estimaciones el costo de la luz en el país vecino ronda entre los 50 y 100 dólares y el salario oscila entre los 800 y 1.000 dólares.

Uno de los proyectos más interesantes que realizó la ex presidenta, Michelle Bachelet, -quien acaba de dejar su cargo para darle lugar al nuevo presidente electo, Sebastián Piñera- fue la denominada Ley de Equidad Tarifaria, que fue aprobada por el Congreso y comenzó a regir desde octubre de 2017.

La ley de Equidad Tarifaria establece dos mecanismos de equilibrio en las tarifas de servicios eléctricos: el reconocimiento a la generación local y la equidad tarifaria residencial.

-Reconocimiento a la Generación Local consiste en una rebaja mensual de las cuentas de la luz para todas las comunas que generan energía eléctrica. Esta medida se empezó a aplicar en septiembre de 2016, donde 65 comunas del país resultaron beneficiadas con rebajas en el precio de la energía, desde un 4,38% hasta 60%.

-Equidad Tarifaria Residencial, mediante la cual ninguna cuenta de la luz será superior al 10% del promedio nacional, terminándose con las diferencias entre comunas. El objetivo de esta normativa es atenuar las diferencias en las cuentas de electricidad de los hogares residenciales de las distintas zonas del país.

Según el Ministerio de Energía de Chile, la rebaja promedio de las cuentas a nivel de hogares, tomando todos los clientes residenciales del país, será cercana al 19,5% promedio. Estiman que las cuentas eléctricas caerán en 330 comunas del país, e incluso habrá casos en que las familias tendrán “pago cero” por tres meses. Antes de esta ley, una familia de Linares o de Alto Bío Bío -por ejemplo- pagaba un 90% más que una familia de Santiago.