violencia de género

Rosalía Jara: ¿la espera terminó?

El lunes se confirmó que prendas halladas son las que la chica vestía la noche que se la vio por última vez.

Por Rosario Nuestro Redes

lunes 27 de agosto, 2018

Tras un año y dos meses de búsqueda, desconcierto, incertidumbre, dolor y tristeza en las primeras horas del lunes la noticia que trascendía en todos los medios de comunicación fue la aparición de restos óseos hallados en el arroyo El Bonete los cuales podrían pertenecer a Rosalía Jara.

Dieciocho años tenía la joven. Fontín Olmos es el lugar en donde se la vio por última vez el 1 de julio de 2017, allí dejó a su pequeña hija, salió sin documentos, ni dinero, ni pertenencias. A horas de su desaparición un vecino fue demorado tras admitir mantener una relación con la chica. Luego de que la Justicia le tomara declaración testimonial, fue liberado.

Juan Valdéz es un docente de la misma localidad que la joven. Admitió que estuvo con ella la noche antes que desaparezca. En su auto encontraron cabellos de ella, en su celular mensajes y después de declarar que esa noche había estado viendo televisión, se desdijo y admitió que la había visto. El juez Gonzalo Gon dispuso imputarlo por retención y ocultamiento de persona. Valdéz se negó a declarar.

Paso a paso

El fiscal reconstruyó los hechos. Juan Valdéz, aunque borró los registros, llamó a la joven 14 veces. A las 22.20, Rosalía salió del bar, caminó 200 metros al sur hasta una garita que queda en una esquina donde se cruzan caminos de tierra y está en medio de la nada. Hasta ese lugar llegaron los perros con el rastro, además encontraron el olor de Rosalía dentro del Corolla del detenido.

El domingo 22 de julio, el juez de Vera Gustavo Gon le dictó la prisión preventiva sin plazo al profesor, quien quedó acusado por retención y ocultamiento de una persona con el fin de obligar a la víctima a hacer algo en contra de su voluntad, delito agravado en este caso por la calidad de la víctima, por haber sido su profesor.

Al día siguiente, el pueblo volvió a las calles en la tercera marcha para pedir por la aparición de Rosalía.

En el pueblo se conoció la acusación del fiscal y también que todo lo que contó como testigo Juan V. fue puesto en entredicho, salvo que mantenía una relación extramatrimonial con la muchacha y que se comunicó con ella. Dijo que no la vio, pero hubo testigos que la observaron subirse a su auto. El profesor contó que a las  11 de la noche de ese sábado estaba durmiendo, pero lo vieron con una chica a cinco kilómetros del pueblo en un paraje conocido como El Bañadero de Tanino, en el arroyo Golondrina. Ese lugar está en el oeste del pueblo, cruza la ruta provincial 40 y también se llega por un camino de tierra paralelo. Los bomberos y policías rastrillaron esa zona, pero no tuvieron resultados.

En marzo de este año apareció un texto escrito a mano en la puerta de un baño de una estación de servicios de San Justo. El texto decía “Rosalía Jara está en la piedritas enterrada la tiene Marcela Barbona por droga”. La mujer es hermana de uno de los hombres que estuvo investigado en un momento pero que poco se supo públicamente por lo que generó la sospecha de que sabía más que la gente común sobre la causa. Las piedritas es un barrio de Fortín Olmos.

El caso de Rosalía cobró trascendencia nacional en el último Encuentro Nacional de Mujeres realizado en Resistencia –Chaco-, cuando el movimiento Ni una Menos llevó una bandera con su nombre.

Lunes 27 de agosto de 2018 a las 14hs concluyó el reconocimiento de pertenencias en sede de la Unidad Regional XIX de Vera, con presencia de todas las partes. Familiares reconocieron  la zapatilla, la ropa y una llave encontrada junto a los restos óseos. La llave era de la casa que habitaba Rosalía con su hija.

La familia de Rosalía Jara reconoció la ropa hallada

El Ministerio Público de la Acusación debe resolver en estas horas si ya pide la ampliación de la imputación al Profesor Juan Valdéz, o si esperan la prueba científica. Consideran imputarle el femicidio, un delito que se reprocha con prisión perpetua.

Desde hace poco más de un año Valdéz está en prisión preventiva imputado por los delitos de retención y ocultamiento de persona.

Comentarios