Lo pide el Congreso

“Queremos saber qué rol cumplió Vicentín Paraguay” en la presunta triangulación de exportaciones con Argentina

El Congreso paraguayo realizó un pedido de informe al Banco Central de dicho país para conocer las operaciones financieras que realizó Vicentín Paraguay en los últimos cinco años.


Por Ignacio Pellizzón

Los miembros de la Cámara de Senadores de la nación de Paraguay solicitaron formalmente un pedido de informe al Banco Central de dicho país para conocer las operaciones financieras que realizó Vicentín Paraguay en los últimos cinco años. El pedido lo realizó el bloque Frente Guasú, que lidera el expresidente, Fernando Lugo.

“Lo que hicimos fue realizar pedidos de informes en la Cámara de Senadores de tal manera que podamos tener información de lo que ocurrió con respecto a la extensión paraguaya del caso Vicentín que está en pleno proceso y mucho ruido en Argentina”, señaló a Rosario Nuestro el senador nacional paraguayo, Jorge Querey Rojas.

“Aquí vamos a ver qué rol cumplió Vicentín Paraguay S.A. como parte de las empresas vinculadas a Vicentín Argentina, habida cuenta de los grandes volúmenes de soja y de dinero que hay manejado en todos estos años esta empresa aquí en Paraguay”, añadió.

“Por un lado, aquí casi no se pagan impuestos por la soja excepto el Impuesto al Valor Agregado (IVA) a los productos a los que se les hace una devolución. Y, en segundo lugar, la renta de la empresa que vamos a ver la evaluación. Hay información con respecto a los vínculos de Vicentín Paraguay con la empresa de Argentina y ventas de acciones de otras empresas cuyos titulares sería Vicentín Paraguay dentro del grupo general y se desconocen los puntos de llegada y cómo se manejaron esos recursos”, resumió Querey Rojas.

Según el documento oficial al que accedió este medio se detalla: “El pedido de informe se realiza a fin de tener información oficial con relación a la exportación de granos y sus derivados, los informes esclarecedores que pudiera darnos el Banco Central del Paraguay concernientes a la aplicación y administración de las disposiciones legales referentes a Bancos y Financieras con la que ha operado la Empresa Vicentin Paraguay S.A. en los últimos cinco años como también lo referente a Operaciones de Comercio Internacional en las que ha operado y los Instrumentos financieros utilizados por Vicentin Paraguay S.A.”.

“El Presente pedido lo hacemos como integrantes de la Bancada del Frente Guasú, y consideramos que es necesario conocer, las respuestas dada por las autoridades del Banco Central del Paraguay sobre la exportación de granos y sus derivados en referencia a la Empresa Vicentin Paraguay, atendiendo las graves acusaciones que pesan en su contra con relación a las exportaciones de granos soja y sus derivados, donde se menciona que a nuestro país se lo ha utilizado para una triangulación en las exportaciones de soja y sus derivados provocando grandes perjuicios al vecino país considerando así urgente conocer si existió esa triangulación, si se cometieron hechos punibles en nuestro país porque de ser así deberíamos inmediatamente denunciar al Ministerio Publico”.

“Básicamente este pedido de informe pretende conocer todo lo concerniente a la aplicación y administración de las disposiciones legales referentes a Bancos y Financieras con la que ha operado la Empresa Vicentin Paraguay S.A. en los últimos cinco años como también lo referente a Operaciones de Comercio Internacional en las que ha operado y los Instrumentos financieros utilizados por Vicentin Paraguay S.A.”.

Lo que motiva la investigación

La misteriosa trama que envuelve el manejo de fondos que realizó Vicentín, continúa. El estudio Moyano & Asociados, con sede en Capital Federal y Asunción del Paraguay, se especializa en lavado de activos nacionales e internacionales. Su intromisión en la causa se debe a que representa a un grupo de acreedores que tenían vínculos financieros con la aceitera.

Este estudio realizó una denuncia por presunto lavado de activos se en la Fiscalía Criminal 3 de Asunción, Paraguay, porque en el país vecino existe Vicentín Paraguay, que es subsidiaria de Vicentin SAIC, es decir Argentina.

La hipótesis de los denunciantes –representados por este estudio- parte de que Vicentín Paraguay exportaría granos a su sede en la provincia de Santa Fe para procesarlos y después exportarlos como granos paraguayos. Esto les permitiría evitar pago de impuestos y habilitaría el lavado de dinero, porque se hace pasar como grano paraguayo lo que en realidad se produjo en Argentina.

Lo más jugoso de la maniobra de la cerealera en Argentina pasaría por otro negocio, que es denunciado por el estudio Moyano & Asociados. Tiene que ver con las acciones que tiene grupo Vicentín en Renova –que es la aceitera más grande del país-. Como se explicó anteriormente, Vicentín le vendió a la empresa Glencore el 16% de las acciones de Renova.

Lo claroscuro de este asunto es que esas acciones que Vicentin Argentina le vendió a Glencore estarían en manos de Vicentin Paraguay, con lo cual esos 300 millones de dólares –de los que se habla- podrían no haber ingresado nunca al país y por ende evitar pagar impuestos. Aunque, la otra hipótesis es que ese monto haya quedado en otras sociedades que la aceitera tiene en Uruguay, como por ejemplo Nacadie.

Una de las líneas investigativas señala como presunta ruta del dinero que los cerca de 200 millones de dólares que el Banco Nación le otorgó a lo largo de los últimos cuatro años a Vicentín se podrían haber depositado en empresas como esta, que se llama Nacadie, y derivar el dinero a cuentas off shore que, según confiaron algunas fuentes ligadas a la investigación, podrían culminar en cuentas que los CEOs de la aceitera tienen en Estados Unidos.