la ciudad

Punto por punto, los cambios y novedades del nuevo plan de transporte de pasajeros

Este miércoles desde la Secretaría de Movilidad se presentó un "reordenamiento" en el sistema de transporte público, a implementarse el 25 de enero. Todos los cambios y las novedades.


La Secretaría de Movilidad de Rosario presentó este miércoles el nuevo rediseño del transporte público de pasajeros con varias novedades. El mismo entrará en vigencia el próximo 25 de enero y el municipio apuesta a difundir las modificaciones a partir de este jueves por los distintos barrios de la ciudad con folletería.

La idea base de Movilidad es sostener el sistema de transporte bajo la emergencia declarada en noviembre pasado. “No estamos proponiendo el sistema ideal sino uno que pueda sostenerse en la emergencia”, dijo Eva Jokanovich, encargada de la dependencia.

La presentación del nuevo sistema se realizó ante los representantes del Concejo Fabrizio Fiatti, Germana Figueroa Casas, Pedro Salinas y Eduardo Toniolli. También estuvieron conectados referentes de Movi, El Cacique y Rosario Bus, y Sergio Copello, representando a los trabajadores nucleados en la Unión Tranviarios Automotor (UTA).

El cambio más significativo es, quizás, el aumento del precio del boleto. Si bien las nuevas modificaciones entrarán en vigencia a parir del 25 de enero, el 1 de febrero subirá el boleto y el precio será de $45. “El último estudio de costos dio alrededor de $77 y el usuario está pagando $32,50. Hay un desfasaje de más del 100 por ciento”, explicó Jokanovich.

Asimismo, el nuevo diseño del transporte público busca optimizar 11 frecuencias; 12 no modificarán su circulación, mientras que 20 si lo hacen. Asimismo, otras 11 frecuencias serán suspendidas.

La adecuación del transporte urbano de pasajeros es un “reordenamiento del sistema para atravesar la situación de emergencia declarada y garantizar la prestación del servicio”, informaron oficialmente desde el municipio.

Los principales puntos de la medida y los cambios que entrarán en vigencia:

Una de las grandes apuestas que hacen desde la Municipalidad con este nuevo sistema de transporte, es reducir un 35% promedio del tiempo de espera en las paradas. Según explicaron, actualmente cada pasajero espera 18 minutos su colectivo. La idea es llevar ese tiempo a 12 minutos.

Según el balance que hicieron en la presentación oficial, el 80% de los pasajeros va a tener una mejora en la frecuencia; el 70% no recibirá modificaciones en sus recorridos habituales; el 30% utiliza actualmente líneas que se fusionan y modifican su recorrido; y apenas 1% de los pasajeros utiliza líneas que van a quedar suspendidas y serán cubiertas con otro recorrido.

 

 

 

 

 

 

x
Paladini flotante