26°
jueves 22 de febrero del 2024

¿Por qué la vitamina c beneficia la piel?

Por Gimena Rubolino.

La vitamina C se encuentra de forma natural en una gran variedad de alimentos, siendo los cítricos el ejemplo más citado. Se utiliza en una amplia gama de medicamentos de venta sin receta, se vende como complemento dietético y es cada vez más un ingrediente clave en los productos para el cuidado de la piel.

La vitamina C favorece de forma significativa la producción de colágeno por lo que genera una mejora de la elasticidad cutánea y una mayor resistencia de la pared de los vasos capilares.

Además, neutraliza los radicales libres y regenera la vitamina E; ambas acciones conducen a una disminución en la formación de los lipoperóxidos, es decir, de las sustancias que originan el envejecimiento cutáneo.

El resultado de los tratamientos con vitamina C de uso tópico se traducirá en un cutis más luminoso y elástico, con una atenuación de las pequeñas arrugas y un retraso en el envejecimiento cutáneo.

La combinación con otros activos

  • Colágeno: la combinación en cremas y sérums con este activo favorece la prevención del envejecimiento cutáneo.
  • Mandelico: es otra combinación muy efectiva principalmente en tratamientos despigmentantes en invierno.
  • Ácido hialurónico: también es un buen dúo para potenciar la hidratación de la piel.
  • Glicólico y AHAS: aumenta la penetración de la vitamina c y potencia su eficacia.
  • DMAE: es un activo tensor por excelencia y al combinarlo con la vitamina C se logra una piel mucho más firme y luminosa.
  • Salicílico: para prevenir brotes de acné, iluminar la piel y prevenir signos de envejecimiento es una buena opción utilizarlos en forma conjunta siempre que el ph sea el adecuado.
  • Vitamina E: la vitamina C y la E poseen los mismos beneficios y, al mezclarse, se potencian porque penetran en la piel de manera diferente. Juntas tienen un gran poder antioxidante y protegen de las agresiones externas a la piel.

Dúo de invierno: vitamina C + retinol

Este combo es ideal para reparar la piel durante el invierno pero se deben usar por separado.

Los especialistas recomiendan utilizar vitamina C por la mañana y retinol durante la noche.

Deja la piel con aspecto más suave, mejora imperfecciones, aporta brillo gracias a su efecto despigmentante (manchas) y es seborregulador (disminuyendo el tamaño de las glándulas sebáceas y el de los poros.

Dieta rica en vitamina C

Una dieta saludable y equilibrada rica en vitamina C es esencial tanto para la salud general como para la de la piel. Es importante comer una gran cantidad de fruta fresca y verduras, como hojas verdes, tomates y cítricos.