23°
viernes 01 de marzo del 2024

Organizaciones sociales reclamaron alimentos frente a supermercados

La medida tuvo lugar en tuvo lugar este jueves. Hubo asambleas y ollas vacías como símbolo de protesta. Desde la cámara de supermercados señalaron que los consumidores no convalidan cualquier aumento de precios.

En el marco de una jornada de protesta convocada por la Utep (Unión de Trabajadores de la Economía Popular), organizaciones sociales reclamaron alimentos frente a supermercados, en diferentes puntos de la ciudad. Hubo asambleas y “ollas vacías” como símbolo de protesta frente a las políticas del gobierno nacional.

“Tenemos información de algunos socios que han tenido algún petitorio con respecto a lo que es la entrega de algunos alimentos, según lo que nos informan es que el Estado no está participando en esos aportes y la necesidad de algunos comedores y de algunas organizaciones de llevar alimentos a sus espacios”, expresó, al aire del programa El Puente, que se emite por Radio Mitre Rosario, Sergio López, secretario de la Cámara de Supermercados y Autoservicios.

Y, seguido, señaló que “lamentablemente no es desde ahora estas situaciones. Siempre ha sucedido porque las necesidades existen y han existido en varios gobiernos. Aunque sabemos que hoy la situación es más compleja”.

En ese marco, el dirigente destacó que en sectores más vulnerables, los supermercados hacen un aporte y colaboran con la sociedad. “Hay cosas que no trascienden, pero esto no solamente es una cuestión de necesidad puntual, sino es una cuestión de que ya se hace hace mucho tiempo y el sector siempre trata de aportar y colaborar en la medida que se pueda”, sostuvo.

En cuanto al aumento de los precios, López expresó: “Nosotros lo veníamos viendo porque esto está ligado directamente al consumo, las empresas no se van a atrever ahí por arriba de los precios si el consumidor no lo convalida. Y lo que estamos viendo es eso, que cada vez son más los clientes que tienen más necesidad de establecer una referencia de precio. Entonces, debido a eso y a su poder adquisitivo depreciado, la realidad la marca también en el mercado de consumo”.

Finalmente, señaló: “Hay que marcar mucho la diferencia en aquel que puede realmente comprar en una gran cadena, que tiene un poder adquisitivo mucho más elevado, que son los menos, y la mayoría de los consumidores que compran en los comercios de proximidad y en la mayoría de los formatos que pertenecen a nuestra cámara, lo cual vemos que realmente las situaciones son muy diferenciales. En ese sentido, el consumidor no convalida cualquier aumento. Y ahí es donde vemos que se empieza a trabajar en segundas y terceras marcas”.