La discriminación en las redes sociales

El bullying alimenticio ha tomado protagonismo durante esta etapa de aislamiento social. Y esto ha quedado en evidencia a través de las redes sociales que están llenas de “memes” referidos a cómo estarán las personas cuando termine la cuarentena.


El bullying alimenticio ha tomado protagonismo durante esta etapa de aislamiento social. Y esto ha quedado en evidencia a través de las redes sociales que están llenas de “memes” referidos a cómo estarán las personas cuando termine la cuarentena.

La mayoría se refieren a la gordura, donde la tendencia es a comer de más por la sensación de encierro.

La mirada propia y las opiniones en las redes pueden dañar a los enfermos que sufren de trastornos de alimentación. Las redes sociales en parte promueven hechos de discriminación y son un medio de burlas” detalla la licenciada Agustina Murcho, especialista en nutrición y trastornos de la conducta alimentaria (TCA).

Maltrato en las redes sociales

De acuerdo con la cuarta Encuesta Nacional de Factores de Riesgo publicada por el Ministerio de Salud y el INDEC más del 60 por ciento de la población sufre de sobrepeso y obesidad.

Argentina es hoy uno de los países con más casos de desórdenes alimentarios en el mundo” advierte la especialista.

En las redes sociales circulan muchas cuentas con consejos de alimentación a criterio de la profesional erróneos sobre la restricción de ciertos alimentos, la promoción del ayuno intermitente, el consumo de alimentos de moda, el día de los permitidos, etc. y comentarios agresivos sobre el cuerpo de las personas.

Gordofobia vs flacofobia

Gordofobia: es un término que se ha vuelto mucho más viral durante la cuarentena y es el rechazo consciente o inconsciente por los cuerpos de mayor peso. La sufren en su mayoría las mujeres.

Flacofobia: Es menos común que el que sufren las personas con obesidad pero también está presente. Se refiere al trato despectivo que sufren las personas que tienen una figura demasiado delgada.

La licenciada explica que las TCA esconden dificultades psicológicas complejas y graves que repercuten en el funcionamiento normal de su vida diaria.

Una dieta puede ser un disparador de esta enfermedad y también pueden tener influencia los comentarios negativos y discriminatorios.

En búsqueda del cuerpo perfecto

Hace tiempo que el cuerpo ha tomado un valor importante para la sociedad en donde los estándares de belleza han ido cambiando según las modas. En este último tiempo se han puesto de moda los cuerpos fitness y son innumerables las rutinas que figuran en las redes sociales para hacer en casa.

Si bien es importante realizar ejercicio, ninguna obsesión es buena. Entre las consecuencias que sufren las personas con trastornos de alimentación muchas sufren la adicción al ejercicio, obsesión por comer alimentos sanos, evitan las reuniones sociales, cumpleaños etc.

“Necesitamos más profesionales que generen consciencia para prevenir trastornos alimentarios y mala información relacionada con la alimentación, porque si nos llevamos mal con la comida empezaremos a tener problema de salud física y mental” concluye Murcho.