reuniones en la ciudad

Inseguridad y balaceras en Rosario: uno por uno, los anuncios del ministro Jorge Lagna

Entre las medidas a tomar, se destaca que se habrá "un tratamiento especial" en los locales gastronómicos de Pellegrini, Pichincha y zona norte, confirmó el funcionario.


Nuevas modalidades de trabajo, corredores de seguridad en zonas gastronómicas de Rosario, más articulación y comunicación entre fuerzas de seguridad provinciales y federales, mesas de diálogo permanentes, la llegada de más efectivos nacionales a partir del año que viene. Todos fueron  anuncios que hizo el ministro de Seguridad de Santa Fe, Jorge Lagna, en la noche de este martes.

El funcionario mantuvo reuniones en la sede en Rosario de Gobernación a raíz de los distintos hechos de inseguridad que tuvieron lugar las últimas semanas en Rosario, como lo son, por ejemplo, las balaceras a las estaciones de servicio y a los locales gastronómicos. En concreto, el ministro se encontró con intendentes de la región incluyendo a Pablo Javkin; autoridades de las fuerzas federales; Emilce Chimenti, jefa de la Policía de Santa Fe; gastronómicos de la ciudad; y con el ministro de Seguridad de la Nación, Aníbal Fernández. De los encuentros participó también el gobernador Omar Perotti y el encargado de la cartera de de Gestión Pública, Marcos Corach.

Uno por uno, los anuncios

En conferencia de prensa, el funcionario indicó que “todos los corredores comerciales” gastronómicos de “Pellegrini, Pichincha y zona norte van a tener un tratamiento puntual”. En ese sentido, Lagna anunció que habrá “muchos más patrullajes de las fuerzas federales y provinciales y nuevos sistemas de comunicaciones entre ambas fuerzas con locales gastronómicos”, “vamos a triplicar el patrullaje”, agregó.

Asimismo, el ministro admitió que a partir de ahora se conformará una nueva mesa de trabajo que articule las fuerzas federales con las provinciales para llevar adelante la nueva modalidad operacional. En esa línea, Lagna se refirió a “intensificar el trabajo en la calle” y “robustecer los alcances del Estado”.

Consultado sobre la cantidad de agentes en Rosario para aumentar el patrullaje y establecer los corredores seguros en los puntos gastronómicos de Rosario, el funcionario adelantó: “Van a venir el mes que viene cientos de nuevos policías, con mayor invención” y “van a venir mil agentes federales en marzo".

“Seguimos en marcha con nuevas centrales de operaciones del 911, tenemos que mejorar las videovigilancias, comunicaciones en handy; hay un sinnúmero de acciones concretas pero que quede claro que no tiene que infundir temor una situación puntual que se está dando intimidación”, agregó el funcionario.

Por otro lado, Lagna apuntó a “cambiar modalidades operativas con la policía” y a conformar “mesas de diálogo con intendentes, gastronómicos, supermercadistas, más allá de las mesas locales de seguridad”.

“Es mi intención dialogar y no puse ninguna contrapieza de dialogar con todo el arco político”, añadió.

Con respecto a las mesas de diálogo, Lagna afirmó: “Nunca es tarde para sentarse a trabajar. Todos tenemos ideas. Cualquier legislador, la Justicia, nos tenemos que sentar para mejorar. Discutamos leyes. Hay proyectos de legisladores de la oposición que vale la pena que discutamos”.

Reunión con el ministro Aníbal Fernández

Mediante videoconferencia, Lagna conversó con su par nacional. Si bien el funcionario provincial no dio demasiados detalles sobre el encuentro, dijo que Fernández le pidió “precisiones” sobre el ataque contra El Establo. “Hablamos constantemente”, agregó, y adelantó el arribo de más fuerzas federales para marzo del año que viene.

Reunión con gastronómicos

En primer lugar, Lagna destacó “la manera que encararon el problema”, tras la balacera contra El Establo. “En momentos así tenemos que tener mucho temple para hacer declaraciones”.

Con respecto al ataque al restaurante de Pellegrini e Italia, señaló: “Confiamos en la investigación que hace la fiscal. Es un hecho bisagra y necesitamos que cuanto antes se esclarezca”.

x
Paladini hasta 30-06