TAJANTE

El presidente de Unión y el interés de Central por Martínez: “Ya tienen 4 jugadores nuestros, se les hizo adictivo”

El máximo dirigente tatengue, Luis Spahn, dijo que sólo evaluarán vender al defensor "si la oferta es satisfactoria".


A casi una semana del reinicio de la Superliga (este jueves se confirmaría que volverá en la fecha prevista y no se postergará), ya que Central jugará el viernes 24 de enero a las 21.45 ante Huracán en el Gigante, los dirigentes buscan incansablemente un lateral por derecha para suplir la baja de Nahuel Molina.

Tras frustrarse la llegada de Nicolás Morgantini, que pasó de Platense a Lanús, ahora los cañones apuntan a Damián Martínez, pero la negociación parece ser muy compleja porque no cabe otra posibilidad que comprar el 50 por ciento del pase que tiene Unión de Santa Fe (el restante porcentaje es de Independiente). Si bien se espera que el club de Arroyito haga una oferta, resulta difícil imaginar que será convincente debido a la delicada situación económica auriazul.

En diálogo con el programa Zapping Sport de Radio 2, el presidente de la entidad de la capital provincial, Luis Spahn, se refirió a esta posibilidad y si bien avisó que hasta el momento no hubo un contacto oficial, no ve viable la salida del defensor. "Para nosotros esa chance puede ser más a futuro, pero no hay nada oficial. Nosotros básicamente no salimos a vender ningún jugador en esta temporada, si alguno se va será porque vienen con una cifra satisfactoria o pre estipulada".

Teniendo en cuenta que Central viene de comprarle al Tatengue los pases de Diego Zabala y Emanuel Brítez, y además sumó otros dos futbolistas con pasado reciente en dicha institución como Claudio Riaño y Lucas Gamba, Spahn bromeó: "Espero que no quiera cambiar de nombre Central y pasar a llamarse Unión, porque al nombre no se lo vamos a poder ceder. Ya tienen cuatro jugadores nuestros y ahora quieren más. Parece que se ha vuelto adictivo".

Consultado sobre la deuda que la entidad canalla tiene en cuanto a los pagos de las transferencias de Zabala y Brítez, señaló: "Tengo que tirarle las orejas al tesorero de Central (Adrián Raguza) porque me está debiendo un valor. Tenemos mucha onda y somos tolerantes, hemos sido financistas porque nosotros hemos tenido malos momentos cuando no se consumaban los ingresos previstos y no podíamos pagar de la manera prevista. La vas llevando dentro de las posibilidades. Así que les hemos dado una colaboración hasta que se cobre la venta de Gil a Arabia".

Sigue habiendo otros tres nombres en el abanico de opciones

Martínez es el que más seduce a Cocca por sus características, el que más se ajusta a la idea que tiene el técnico, aunque es sabido que un jugador en el puesto de marcador de punta por derecha debe llegar porque hasta ahora tuvo que improvisar con un zaguero natural como Facundo Almada.

Por lo tanto, siguen en pie otras alternativas teniendo en cuenta que se vislumbra más que compleja la chance de contratar al defensor que pertenece a Unión e Independiente. Marcelo Weigandt de Boca (aún no lo liberan porque Molina no firmó la renovación), Rodrigo Arciero de Banfield (su salida no sería muy dificultosa y hubo sondeos) y el uruguayo Guillermo Cotugno (está libre tras su paso por Nacional de Montevideo).

x
Paladini flotante