EN TEXAS

El huracán Harvey causó cinco muertes y devastó a Houston

El fenómeno climatológico castiga a EE.UU. y amenaza con más destrozos e inundaciones.

Redacción Rosario Nuestro

domingo 27 de agosto, 2017

Houston inundada tras el paso del huracán Harvey.

Foto: El País

Estados Unidos está siendo azotado por el huracán más fuerte de los últimos 12 años. En tan sólo dos días, ya hay cinco víctimas fatales y miles de evacuados que debieron dejar sus casas para refugiarse en distintos centros de Texas. El huracán generó destrozos materiales, cortes de servicios e inundó barrios enteros, castigando duramente a la ciudad de Houston.

Autoridades de la localidad norteamericana aseguran que los rescatistas no dan abasto y que fue tal la magnitud que tuvo Harvey en Texas -con ráfagas que superaron los 250 kilómetros por hora- y lluvias torrenciales, que algunas zonas quedarán inhabilitadas por “años”. Houston está bajo agua, con inundaciones que devastaron la cuarta ciudad más poblada de EE.UU. Miles de personas perdieron sus casas y debieron subirse a los techos a la espera de ser rescatados en helicópteros y lanchas.

AP

 

Según el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos, las lluvias podrían prolongarse hasta el jueves en algunas comunidades, causando inundaciones amenazantes para la vida de los lugareños.

En Houston, la situación es desesperante: en algunos barrios el agua casi llegó a los techos y los habitantes debieron nadar en las aguas turbias para salvarse y encontrar ayuda especializada. En tanto, las autoridades se reconocieron sobrepasadas: se hicieron cientos de rescates, pero no logran atender todos los pedidos de ayuda.

AP

 

El alcalde de la ciudad, Sylvester Turner, aseguró que las inundaciones “son catastróficas y ponen en riesgo la vida de los residentes”. A su vez, detalló que desde el sábado a la noche han recibido más de 2.000 llamadas de emergencia.

A su vez, Turner defendió su decisión de no evacuar la ciudad: “No había forma de saber qué vecindarios serían los más afectados. Si das una orden de evacuación en una situación como esta, será una pesadilla”. Según la Cruz Roja estadounidense, más de 1.800 personas se encontraban la noche del sábado en 35 refugios en el interior de Texas y Luisiana.

El presidente estadounidense, Donald Trump,  instó a los equipos de emergencias a estar totalmente movilizados, y expresó en su cuenta oficial de Twitter que, a pedido del gobernador de Texas, firmó la Proclamación de Desastre, liberando toda la fuerza de la ayuda gubernamental.

Más de 200.000 usuarios se quedaron sin servicio eléctrico, consecuencia de los fuertes vientos que hay en la zona, y otros miles debieron ser evacuados de Texas a San Antonio, donde los bomberos habilitaron algunos refugios temporales.

Greg Abbot, gobernador del estado, declaró que más de 1000 efectivos militares trabajan en tareas de rescate y asistencia y espera que en estos días, el número ascienda a más de 1500.

CNN

 

CNN

 

CNN

 

CNN

Comentarios