mundo

El caso de Britney Spears y un crudo relato que la llevaron a ser tendencia en redes sociales

La cantante estadounidense padece un calvario hace varios años, y esta semana rompió el silencio.


Sólo quiero que me devuelvan mi vida”. La cantante estadounidense de 39 años Britney Spears se convirtió en tendencia en las redes sociales de todo el mundo, incluso en Argentina. Mediante el hashtag #FreeBritney (liberen a Britney), sus fans apoyaron a la artista por el calvario que vive. Pero, ¿qué pasó?

La cantante hace años permanece en silencio. Lo cierto es que atraviesa un conflicto legal muy grande con su tutela, es decir, su propio padre. Todo comenzó en 2008 cuando la cantante se enfrentó a una crisis de salud mental. En ese sentido, un hecho muy recordado es en 2006, cuando, tras su divorcio de Kevin Federline y la pérdida de la custodia de sus hijos al año siguiente, paparazzis la fotografiaron descalza en una gasolinera con la cabeza rapada.

Además, una serie de incidentes públicos despertaron preocupación por su bienestar mental en aquella época, y la estrella salió en los diarios por afeitarse la cabeza y golpear el automóvil de un fotógrafo con un paraguas.

Desde ese año, su carrera, finanzas y tratamientos médicos han estado en manos de sus tutores legales, un arreglo conocido como tutela. En ese sentido, la corte le concedió la tutela de la cantante a su padre, Jamie Spears. Es así como el hombre desde ese momento controla la vida de su hija y su patrimonio, valuado en US$60 millones.

¿Por qué el caso volvió a boca de todos esta semana?

Si bien el caso de Britney Spears fue bastante hermético durante mucho tiempo, este miércoles la cantante habló de modo virtual con una jueza de la corte de Los Ángeles, en el marco de una audiencia sobre la gestión de sus asuntos comerciales y personales, y sus crudos relatos causaron gran impacto. Tal es así, que sus fans en todo el mundo la volvieron viral en redes sociales.

Las declaraciones de la artista pop duraron poco más de 23 minutos y, a grandes rasgos, pidió que se termine la tutela en la que se encuentra hace 13 años, calificada por la propia cantante como “abusiva”.

"Le he dicho al mundo que estoy bien y feliz”, sin embargo, “estoy traumatizada. No estoy feliz, no puedo dormir", testificó Spears. La artista reveló el calvario que padece desde que se hizo oficial la tutela a su padre.

Sus fans apoyaron a la artista por el calvario que vive

Una de las cosas que más conmovió, es que la cantante pidió que le removiera un dispositivo intrauterino para optar por la opción de tener más hijos. "Quería quitármelo (el DIU) para poder intentar tener otro bebé, pero este supuesto equipo no me permite ir al médico a hacerlo porque no quieren que tenga más hijos", declaró.

"Así que básicamente esta tutela me está perjudicando más que beneficiándome. Me merezco tener una vida. He trabajado toda mi vida”, aseguró.

La cantante ingirió litio, medicación que -según sus palabras- la tomó “contra su voluntad”, era tan fuerte que se sentía "embriagada" y "no podía mantener una conversación". "He estado en negación, he estado en shock. Estoy traumatizada", sentenció en la audiencia.

"Han pasado muchas cosas desde la última vez que vine a la corte hace dos años. No había regresado a la corte porque sentí que no fui escuchada", declaró.

“Sólo quiero que me devuelvan mi vida. Han pasado 13 años y ya es suficiente”, dijo y añadió: “Este conservadurismo es abusivo. Quiero cambios, merezco cambios”.

En la audiencia, la abogada defensora del padre de Spears leyó un comunicado en nombre de su cliente: "Él siente mucho ver a su hija sufriendo y con tanto dolor".

"El señor Spears ama a su hija y la extraña mucho", agregó. La artista de 39 años, sin embargo, dijo que su padre deseaba hacerle daño.

Bajo la tutela de su padre, Spears actuó a lo largo de los años y sacó tres discos. En 2019 anunció abruptamente que suspendía sus actuaciones hasta nuevo aviso. Ese mismo año, Jamie Spears renunció como tutor personal de su hija por razones de salud. Jodi Montgomery, una profesional de la salud, lo reemplazó temporalmente, pero Britney Spears solicitó que esto se hiciera permanente.

El año pasado la cantante, por medio de su abogado Samuel Ingham, ya había solicitado que ser le quitara la tutela. En diciembre del 2020, un juez extendió la tutela de Spears hasta septiembre de 2021.

En abril último, el letrado manifestó que su clienta quería hacerse escuchar en una corte, lo que derivó en la audiencia de este miércoles.

x
Paladini flotante