DÍA HISTÓRICO

Diputados dio media sanción a la legalización del aborto y la discusión pasará al Senado

El proyecto de ley recibió 131 votos a favor, 117 en contra y hubo 6 abstenciones, tras casi 20 horas de debate.


Este viernes por la mañana, tras casi 20 horas de debate, la Cámara de Diputados dio media sanción al proyecto de ley de legalización del aborto y ahora la discusión pasará a Senadores. La votación arrojó como resultado 131 votos a favor, 117 en contra y se registraron seis abstenciones.

Alrededor de las 7.20 se conoció el resultado final luego de la exposición de cada uno de los legisladores brindando sus motivos por los cuales se expresaba de forma favorable y quienes expresaron la negativa a la creación de la normativa. Todo ello, en el marco de una prolongada vigilia a las afuera del Congreso, mientras que en Rosario la espera se concentró principalmente en la plaza San Martín.

Durante toda la extensa sesión, se registraron grandes manifestaciones de los sectores 'verdes' y 'celestes' en los alrededores del recinto. Además, durante las exposiciones de los diputados, estuvieron presentes en la Cámara varios funcionarios del gobierno nacional, entre otros, los ministros de Salud, Ginés González García; de Mujeres, Géneros y Diversidad, Elizabeth Gómez Alcorta; de Seguridad, Sabina Frederic y la secretaria Legal y Técnica de la Presidencia, Vilma Ibarra.

Tras la media sanción obtenida en Diputados, ahora el proyecto de ley de legalización del aborto será tratado en la Cámara de Senadores en los próximos días, para saber si será o no sancionada.

Declaraciones de los diputados en sus exposiciones

Los presidentes de las comisiones de Legislación General, Cecilia Moreau; de Salud, Pablo Yedlin; de Legislación Penal, Carolina Gaillard y de Mujeres y Diversidad, Mónica Macha, destacaron la importancia de que el Congreso apruebe el proyecto de interrupción voluntaria del embarazo y coincidieron que se trata de "una deuda histórica".

Al abrir el debate como miembro informante del dictamen de mayoría, Moreau (Frente de Todos-Buenos Aires) sostuvo que tanto el proyecto de legalización del aborto como el Plan de 1000 Días "promueven más justicia social y cuidan la salud entendida de manera integral".

"Este debate ha sido puesto sobre la mesa por miles de mujeres que nos han impuesto este debate puertas afueras del Congreso. Es un problema de salud pública estructural que existe en nuestro país", aseveró la diputada, quien concluyó su discurso con la frase: "Que sea ley".

El diputado radical Fabio Quetglas respaldó la iniciativa y consideró que obligar a parir es "similar a una práctica tortuosa", al tiempo que señaló que "la legislación que prohíbe el aborto, no evita ninguno". También a favor, pero con críticas al "oportunismo" del oficialismo en la presentación del proyecto, el referente del PRO Fernando Iglesias subrayó: "La absoluta mayoría de países a los que quiero que se parezca la Argentina tiene la interrupción voluntaria del embarazo".

Del Frente de Todos, la riojana Hilda Aguirre advirtió que "hay mucha hipocresía" entre los médicos, ya que realizan abortos en el sector privado pero no en el público, y reclamó que no puede "hacerse la distraída con la realidad que atraviesan las mujeres pobres", por lo que votará a favor del proyecto.

La diputada nacional y ex ministra de Salud, Graciela Ocaña, aseguró que el problema de los abortos es "una cuestión de salud pública" y que a las mujeres "hay que garantizarles el marco legal correspondiente" si desean abortar.  "Tenemos que luchar por nuestra propia decisión. Por decidir cuándo y cómo maternar. Este proyecto habla de salud pública. Habla de un derecho, del derecho de las mujeres a elegir", afirmó Estela Hernández, del Frente de Todos.

x
Paladini flotante