RADIO MITRE ROSARIO

Desde el municipio afirman que "lo más conveniente" es posponer el Día del Amigo

Sebastián Chale, secretario de Desarrollo Económico de la Municipalidad de Rosario, confirmó que en los próximos días se hará oficial el aplazamiento de la celebridad por las distintas restricciones que debe cumplir el sector económico.


Los nuevos brotes de coronavirus que se registraron en la última semana en el Gran Rosario y en varias localidades del sur de la provincia de Santa Fe puso en jaque la celebración del Día del Amigo para el próximo 20 de julio. La realidad muestra que por la pandemia los bares deben cumplir una serie de requerimientos que bajan de las autoridades y se imposibilitará un masivo festejo como es costumbre todos los años.

Sebastián Chale, secretario de Desarrollo Económico de la Municipalidad de Rosario, dialogó este lunes en el Puente por Radio Mitre Rosario, y en primera instancia, confirmó que está la idea firme de postergar el Día del Amigo por un consenso con el sector gastronómico de la ciudad:

"Todos creemos que lo más conveniente es posponerlo. Tenemos la iniciativa de repetir lo del 2009, cuando estuvo la pandemia de la Gripe A y estamos en un momento epidemiológico para evitar las aglomeraciones desde el punto de vista sanitario", arrancó el funcionario.

A la hora de buscar los motivos por los cuales se debe aplazar la celebridad por fue de la emergencia sanitaria, Chale agregó: "Desde el comercial, hay muchas restricciones en bares y para un mejor aprovechamiento es mejor ir corriendo la fecha. Mañana o pasado tendremos mayores precisiones porque vamos a conocer los nuevos números de la curva del contagio, pero la idea de consenso que tenemos es postergar el Día del Amigo"

Además, Chale explicó que los propios propietarios de los lugares gastronómicos donde todos los años se produce el encuentro de amistades: "Algunos referentes del sector de la gastronomía nos sugirió pasarlo para el mes de septiembre para que sea una buena alternativa. Esto lo vamos a formalizar cuando tengamos un encuentro con ellos. Hay muchos encuentros que se dará en domicilios particulares que no tiene capacidad de control, ahí apelamos plenamente a la responsabilidad ciudadana".

Por último, el secretario de Desarrollo Económico dejó en claro que la parte gastronómica fue una de las más perjudicada desde el inicio de la cuarentena: "Este sector entró en el mes de marzo con problemas por el cierre total de los bares. No todos viven esa realidad y necesitaron asistencia por parte del Estado. La restricción a un 50 por ciento provocó una caída profunda en el consumo. Con algún esfuerzo adicional y encontremos una vida normal, confiamos que se podrá recuperar.