CARRERA FINAL HACIA LAS ELECCIONES

Con chicanas entre Macri y Alberto Fernández, pasó otro debate presidencial

Todos los candidatos dieron sus propuestas finales en una jornada teñida de acusaciones mutuas.

El segundo debate presidencial, esta vez en la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires, finalizó este domingo. Los candidatos a presidentes dieron a conocer sus propuestas en su carrera a las elecciones de este 27 de octubre. El picante cruce entre Mauricio Macri y Alberto Fernández fue el plato más fuerte de la noche del domingo.

El candidato a la reelección afirmó: "Creamos un millón de empleos, aunque muchos de ellos informales" y aseguró: "Vamos a seguir trabajando en las mesas de productividad, como Vaca Muerta", para generar puestos laborales en blanco. En el capítulo Empleo, Producción e Infraestructura del debate presidencial, el actual mandatario dijo que "hay que hacer muchas obras, pero hay una matriz de corrupción, se robaron la plata de las obras, y el jefe de gabinete (Alberto Fernández) se fue sin decir nada, ellos son así, se creen los dueños de la plata de los argentinos". También resaltó que en la Argentina "dimos vuelta la energía" y que se generaron muchas obras en ese rubro.

Además replicó severamente a Alberto Fernández por haber aludido a su padre, Franco Macri, y advirtió que "es de muy mal gusto citar a una persona que no está en este mundo y no se puede defender". Macri acusó a Fernández de querer "tapar los bolsos de (José) López, la efedrina. las 51 obras de Lázaro Báez", entre otras cuestiones denunciadas como hechos de corrupción del anterior gobierno y le espetó que "es imposible de creer que usted no vio nada" cuando era jefe de Gabinete.

En tanto el candidato presidencial del Frente de Todos, Alberto Fernández, sostuvo que "cuando tuvo diferencias" con el kirchnerismo "renunció" y "se fue a su casa", a la vez que comparó que "no es la suerte" del mandatario Mauricio Macri, a quien, dijo, "el día que deje el gobierno lo esperan más de 100 causas".

El candidato presidencial del Frente de Todos, Alberto Fernández, sostuvo esta noche que el mandatario Mauricio Macri "pulberizó la economía", en referencia al modelo de transporte informal, a través de un "sistema por el cual el empleador se quita obligaciones y el que trabaja pierda derechos".

Durante el bloque sobre "Empleo, producción e infraestructura" del debate presidencial que se realiza en la Facultad de Derecho de la UBA, Fernández planteó que "Argentina hoy tiene la tasa de desempleo más alta de los últimos 13 años" y señaló que "tenemos un presidente que piensa que el trabajo es un costo, ha cerrado el ministerio y ha dejado que el desempleo ocurra, porque siempre pensó que los empleados pueden reconvertirse en emprendedores".

Por su parte Roberto Lavagna dijo que empleo producción e infraestructura son "capítulos desafiantes" de los próximos tiempos en la Argentina, aunque aclaró que "ninguno de los tres tiene viabilidad en un modelo económico como el actual" y prometió fomentar un programa de empleo para crear dos millones de puestos de trabajo en cuatro años de gobierno.

El ex ministro de Economía se mostró partidario de "créditos que permitan restitutir la producción"; "una economia en marcha es la unica manera de estabilizar la única discusión que vale la pena es ver cómo se reactivan las fabricas y se crea empleo".

A su turno, el candidato del Frente Despertar, José Luis Espert, propuso "eliminar la indemnización por despido" y reemplazarlas por un subsidio al desempleo "generoso en el tiempo y en el monto". También llamó a terminar con una "cofradía feudal" de sindicalistas "ricos y poderosos".

El candidato presidencial Nicolás Del Caño, del Frente de Izquierda y de los Trabajadores-Unidad, propuso reducir la jornada laboral para enfrentar el desempleo y "repartir las horas de trabajo". Al intervenir en el bloque sobre "Empleo, producción e infraestructura" del debate presidencial en la Facultad de Derecho, Del Caño aseguró que el gobierno nacional finalizará su gestión dejando "dos millones de desocupados".

También pidió terminar con la "misma receta" de las "agendas patronales y el FMI", y atacó los intentos de "reforma laboral" que buscan "quitarle derecho a los trabajadores" o "modificar los convenios laborales sector por sector", indicó.

En cambio el candidato del Frente NOS, Juan José Gómez Centurión, prometió una "profunda reforma a la ley laboral", si es elegido presidente ya que la actual "no genera empleo, ni atrae inversiones y hace quebrar las pymes".

"Con las nuevas formas de trabajo que hay en el mundo, vamos a incorporar a más de un millón al mercado laboral, privilegiar al empleo joven, las pasantías, y la formalización del trabajo rural con incentivos a los productores", se comprometió.