CNN RADIO ARGENTINA

Cadena alimentaria: la distorsión de precios hasta llegar a las góndolas

David Miazzo, jefe de la Fundación Agropecuaria para el Desarrollo de la Argentina (FADA), habló sobre el informe realizado por esta entidad.


El recorrido de productos de la cadena agroalimentaria como el pan, la leche y la carne vacuna, desde que salen del campo hasta que llegan a las góndolas, mereció un informe elaborado por FADA (Fundación Agropecuaria para el Desarrollo de la Argentina), cuyo economista jefe, David Miazzo, pasó este domingo por el dial de CNN Radio.

“En la cadena hay eslabones atomizados, como el productor primario y el consumidor, con menor poder de negociación. Y eslabones concentrados, que son los que tienen mayor poder”, analizó el especialista en el programa CNN Campo.

“El trigo, por ejemplo, entre que sale del campo y llega al mostrador registra un aumento de más de siete veces”, precisó. Y explicó que la producción láctea es la más afectada por este escenario: “Pierden plata el productor y el industrial. La actividad lechera sufre por la coyuntura de precios máximos y precios cuidados. El valor aumentó 5 por ciento en los últimos seis meses, cuando la inflación fue del 14 por ciento, subió el dólar y hay un alza en el precio de los granos”.

En diálogo con Martín Melo y Joaquín Pinasco, Miazzo señaló que existe “una combinación de factores: las sucesivas crisis económicas del país, la volatilidad de la economía y los bolsillos más flacos, lo cual genera que se debilite el consumo interno. Las cadenas no pueden transferir sus costos a los precios”.

De este modo, indicó, “se destruye el financiamiento y baja la inversión. Sumando los impuestos y algunas distorsiones, tenemos un combo”.

“En el programa de precios cuidados las empresas ingresan de manera voluntaria. A las segundas marcas les sirve para insertarse. Se trata de una buena política”, evaluó. Y diferenció: “Con los precios máximos pierden las empresas, la cadena y, en el mediano plazo, los consumidores”.

x
Paladini flotante