Navidad negra

Por el aumento de casos, Ámsterdam y Múnich suspenden fiestas de fin de año

Las ciudades de Holanda y Alemania anularon las celebraciones debido a un marcado ascenso de los contagios de coronavirus.


Manifestantes en la plaza Dam de Ámsterdam protestan contra las medidas del Gobierno de Países Bajos contra el coronavirus, el pasado 3 de octubre. Fotografía: El Periódico

Cuando todo parecía estar superado, nuevas olas de coronavirus golpean diversas partes del mundo. El municipio de Ámsterdam, de los Países Bajos (Holanda), canceló este lunes todas las celebraciones de Año Nuevo, incluida la cuenta atrás nacional y los espectáculos con fuegos artificiales, debido al panorama desalentador por la alta tasa de contagios diarios y hospitalizaciones por COVID-19.

En Alemania, por su parte, la ciudad de Múnich anuló el mercado de Navidad, que cada dos años atrae a más de dos millones de visitantes, por el “crecimiento exponencial” de los contagios de coronavirus, según anunció este martes el alcalde, Dieter Reiter. Múnich es la primera gran ciudad alemana en tomar una medida tan drástica este año frente a la virulencia de la nueva ola de casos.

El aumento de contagios está creciendo en distintas partes de Europa. Francia, por ejemplo, está en estado de alerta por el crecimiento de un 50 % en los casos en una semana. No obstante, a diferencia de Países Bajos y Alemania, aún no hay suspensiones ni planes de confinamiento.

x
Paladini flotante