22°
lunes 04 de marzo del 2024

Aseguran que el bono de 5 mil pesos no va revolucionar la venta y se va a utilizar para pagar deudas de tarjetas

Ricardo Diab de la Asociación Empresaria señalo que no es el mejor momento para las Pymes, pero ven una dura realidad de sus trabajadores que perdieron en estos últimos das años gran parte de su poder adquisitivo. Aunque remarcó que ese dinero no va a cambiar la economía.

Este jueves en el Boletín Oficial, el Gobierno formalizó el acuerdo que logró el ministro de Producción y Trabajo de la Nación, Dante Sica, con empresarios y representantes de la Confederación General de Trabajo (CGT) y quedó oficializado el pago del bono de 5.000 pesos para trabajadores privados en relación de dependencia.

Ricardo Diab de la Asociación Empresaria de Rosario y uno de los dirigentes que participó de la mesa de negociación, como referente de CAME, dijo a Rosario Nuestro que el dinero del bono no se va a volcar al mercado de forma masiva ya que muchos trabajadores están endeudados con sus tarjetas de crédito. “En su mayoría va a servir para pagar deudas de tarjetas. Esto no va revolucionar la venta”, lamentó.

Además informó que a los empresarios se les hará difícil el cumplimiento,  debido a la crisis que afrontan, y anuncio que pospusieron a sus trabajadores cinco cuotas de mil pesos, ya que es imposible afrontar el pago del bono completo y de una sola vez. El dirigente comunicó además que mañana se reunirán con el gremio mercantil para cerrar este acuerdo.

Por otra parte indicó sobre las bases del convenio: “Es una recomposición  salarial obligatoria a cuenta de futuros ajustes salariales no remunerativa, para pagar en octubre en cuota o en la modalidad que se pueda resolver dentro de cada gremio dentro de las pautas prioritarias”

“El lunes nos reunimos en el Ministerio de la Producción estaba la CGT en pleno con todos su integrantes mas la UIA, La Cámara de la Construcción y otras entidades. Las centrales sindicales dieron sus motivos”, señaló sobre cómo trascurrió la reunión.

“Es muy claro esto, estamos todos estamos mal, pero para la toma de esta decisión se forma una mesa de negociaciones y eso es bueno”, expresó Diab y aclaró que el bono es una anticipo de futuros aumentos, y muchos de los gremios tienen clausulas de actualización y va a cuenta de eso. Por ejemplo comercio, que en enero deberá sentarse a negociar con la Asociación de Empelados de Comercio.

Diab celebró que hay un incentivo del Estado a través de este pago, ya que las empresas,no beberán hacer aportes y,  el desembolso, es no remunerativo. “Es muy variado, no es el mejor momento, pero cuando uno se sienta en una mesa de negociaciones debe negociar y del otro lado hay un sector que ha perdido su poder adquisitivo”, reconoció sobre la dura situación que viven los trabajadores.