SE PUEDO HABER EVITADO

Afirmaron que el médico denunciado por ebriedad ya había sido investigado

Lo hizo el ex Director del Sanatorio Mayo quien consideró que el fallecimiento del paciento fue “la crónica de una muerte anuncia".

Redacción Rosario Nuestro

sábado 26 de enero, 2019

Luego de que la familia de una paciente que murió en el Sanatorio Mayo hiciera público un video a través del cual se denunciaba que el médico que debía reanimarla estaba ebrio, habló el ex director de la institución y aseguró que “lo que ocurrió es la crónica de una muerte anunciada”.

Gustavo Abraham, planteó que había graves irregularidades en el efector de salud y explicó que estas fueron detectadas durante su gestión y por eso tuvo que irse.

Una mujer falleció en Santa Fe y denuncian a un médico borracho

“Algunas investigaciones que estábamos realizando dentro de la institución derivaron en quitarles los negocios a algunos médicos y eso molestó. Más concretamente a uno, el doctor Lorenzatti, que se autoproclamó a cargo del directorio y que hoy es el responsable máximo de todo lo que está sucediendo”, afirmó en diálogo con Aire de Santa Fe.

En sus declaraciones mencionó que había desvío de medicamentos y que “todo fue denunciado en la Justicia”, pero que “hay una mano negra” que interviene para que la causa no avance.

“La PDI empezó a investigar muy bien y cuando empezó a profundizar le sacaron la causa. Esto llegó al fiscal de Delitos Complejos, Carlos Lazzarini, quien sin revisar el expediente dictó la falta de mérito. Lamentablemente, la Justicia hizo oídos sordos”, agregó.

“El Sanatorio Mayo no es un desastre: tiene muy buenos médicos, enfermeros, laboratorio y equipamiento, hace muchos años. Pero los negocios de algunos, que se impusieron inescrupulosamente, en esto últimos dos meses le costaron la vida a esta señora, a mi madre y a muchas otras personas. Acá hay gente a la que le interesa más el negocio que la salud y más la plata que la vida“, disparó.

Abraham también contó una experiencia personal a modo de ejemplo de lo que sucede en la institución. “Esto es la crónica de una muerte anunciada. A mí me ocurrió lo mismo que a esta familia. Me tocó empezar el año muy mal y lo viví en carne propia. En diciembre mi madre estaba internada en la unidad coronaria del Sanatorio Mayo, en la unidad coronaria después de una larga convalecencia. En medio del conflicto que se hizo público, le dieron el alta y la mandaron a su domicilio demasiado pronto. Obviamente, no estaba en condiciones de irse. Tuvo complicaciones y debió ser internada de urgencia en otro nosocomio, donde murió el 3 de enero”, relató.

“Si me lo hicieron a mí, que era director ejecutivo, a mi padre, que es accionista, y a mi familia, que estuvo toda la vida vinculada al sanatorio, imagínese qué queda para el resto“, advirtió.

Además, se refirió al médico denunciado y mencionó que “es uno de los profesionales a los que estaba investigando para desplazarlo, porque tenía varios planteos respecto a su conducta y a otras irregularidades”. “No es el único, también otros médicos que tienen problemas con el alcohol“, lanzó.

“Las imágenes del video son muy claras. No hay mucho más que investigar: el máximo especialista no estaba en condiciones de atender a un paciente“, concluyó.

Comentarios