como estilo de vida

Un estudio afirma que dormir desnudos brinda beneficios a nuestra salud

Independientemente de la época del año que sea, se han descubierto hasta cuatro beneficios que puede proporcionarte el dormir desnudo.


La importancia del sueño es fundamental para que podamos rendir durante todo el día de manera óptima. Dormir más de siete u ocho horas, desconectar los aparatos electrónicos de los alrededores o contar con una buena cama son varios de los requisitos que siempre se imponen para un buen descanso, pero la última de las recomendaciones tal vez te sorprenda: dormir desnudos.

Independientemente de la época del año que sea, se han descubierto hasta cuatro beneficios que puede proporcionarte el dormir desnudo. Al menos no gastarás dinero en pijamas y ahorrarás en aire acondicionado en verano. Estas son las consecuencias positivas que puede generar este sencillo hábito:

1. Mejorará tu relación sentimental, si la tienes. Según varias encuestas, los matrimonios que dormían desnudos estaban más satisfechos que los que no. Además, facilita que el sexo surja más rápido, algo perfecto para la calidad del sueño.

2. Tu temperatura corporal se regula. Esto hará que puedas dormir y descansar mejor, puesto que el cuerpo está programado para reducir su temperatura mientras duermes. Los pijamas mantienen el cuerpo demasiado cálido, lo que puede provocar incomodidad.

3. Podría evitar infecciones, dormir en pijama o con ropa interior crea un entorno cálido y húmedo que hacen propensa la aparición de bacterias y hongos. Hacer lo contrario reduce la posibilidad de que aparezca candidiasis, entre otras infecciones.

4. Efecto relajante, si compartes la cama con tu pareja, ambos pueden beneficiar si dormís desnudos. El contacto entre las pieles puede reducir la presión sanguínea y disminuir los niveles de estrés.