PODER DE FUEGO EN CASA

Pasaron 16 años para que Central marque 10 goles entre dos partidos seguidos de local