VIOLENCIA EN EL FÚTBOL

Un partido de la Liga Totorense terminó en una batalla campal