NO SE TOLERA

Humo en la ciudad: los rosarinos sufrieron otra noche irrespirable