GRAN GESTO

Una grata sorpresa para los socios leprosos: la ingeniosa campaña que lanzó Newells