sigue la polémica

Norma Aleandro, directora de la obra de Darín y Bertuccelli, habló del conflicto entre ambos

La actriz fijó su posición en una entrevista.

Redacción Rosario Nuestro

jueves 14 de junio, 2018

En medio de las repercusiones que generaron las declaraciones de Valeria Bertuccelli contra Ricardo Darín, a quien acusó de maltrato y destrato en ocasión de haber protagonizado la obra Escenas de la vida conyugal, la directora del espectáculo Norma Aleandro expresó su punto de vista sobre el tema. Lo hizo en una entrevista con el sitio Exitoina.

La reconocida actriz aseguró que se sorprendió por los dichos de Bertuccelli: “No podía creer lo que estaba diciendo”. A continuación el diálogo completo que mantuvo con un periodista del mencionado portal.

–¿Qué fue lo que más le sorprendió de lo dicho por Bertuccelli?

Me sorprendió mucho porque yo estuve presente, seguía yendo a los ensayos. Estuve presente incluso en la platea, en las funciones y sin que ellos supieran. Seguí de cerca la obra que fue fantástica. Hubo entre ellos intercambio de opiniones.

–¿Qué tipo de intercambio?

Hablaban de que un día salio mejor que otro, o que determinada jornada de grabación no coincidieron en tal o cual cosa. Pero eso nada más.

–¿Llegó a mayores alguna vez el conflicto?

Para nada, son cosas del teatro. Ambos son dos profesionales y pese a esas diferencias llevaron muy bien la obra. Cuando ella nos comunicó que se iba nos quedamos mal porque estábamos muy contentos con su trabajo en la obra. Dijo que tenia otra cosa para hacer. Además si hubiese pasado algo de las características que ella dijo, ¡vos te pensás que yo no me hubiera enterado?, ¿o que no lo hubiese hablado con ella? Realmente daba un gran satisfacción verlos juntos a actuar. Ellos eran amigos, es una lástima.

–¿Darín pudo haberla maltratado o destratado como dijo ella?

Conozco a Ricardo desde hace muchos años, lo aprecio y lo he visto creer como persona y como actor. De Darín no se puede esperar nada malo. Ayer cuando vi ese reportaje no lo podía creer. Una anécdota te cuento. Cuando hicimos El hijo de la novia, tuvimos que grabar todas las escenas en las que yo estaba presente porque me tenía que ir de viaje. La mayoría de las escenas eran con Ricardo, había que ver lo educado y correcto que era conmigo y con todas las personas que estaban trabajando en el set.

 

Comentarios