DESDE LA QUINTA DE OLIVOS

Macri: “Evitamos una crisis que nos llevaba al 2001”

El presidente habló por primera vez de las negociaciones con el FMI y el dólar.

Por Rosario Nuestro Redes

miércoles 16 de mayo, 2018

Entre la cotización del dólar y la inflación, los argentinos están desconcertados con la situación económica argentina. En medio de este clima, Mauricio Macri decidió dar una conferencia de prensa para analizar el estado del país. Las declaraciones tuvieron lugar después del encuentro del jefe de Gabinete de Ministros de la Nación, Marcos Peña y la “nueva mesa chica”.

El anuncio del regreso al Fondo Monetario Internacional revolucionó a la sociedad. El presidente se había limitado a hablar pero decidió romper el silencio esta tarde en Olivos. De este modo, fue la primera vez que respondió preguntas sobre la suba de la divisa norteamericana y la solicitud de financiamiento al organismo internacional.

La prensa esperaba con ansias el momento para interpelar al mandatario. Las dudas eran muchas pero todas enfocaban a los mismos ejes. Al ser consultado sobre el dólar, Macri respondió: “La turbulencia cambiaria la consideramos superada. Debemos reducir el déficit fiscal porque gastamos más de lo que tenemos. Es una carga que nos deja vulnerables y dependemos que el mundo nos preste dinero para financiarnos. Tenemos que acelerar la reducción del déficit fiscal”.

“Los argentinos necesitan tener previsibilidad, soy el primero en reconocer el gran esfuerzo que hicieron los argentinos en estos dos años y cuatro meses. Evitamos una crisis que nos llevaba al 2001”, agregó al respecto. No obstante, el presidente fue autocrítico y resaltó que los fines inflacionarios impuestos por el Gobierno resultaron ser “demasiado optimistas”. “La autocrítica que me hago es por mi personalidad que siempre he sido positivo. Tal vez me puse metas ambiciosas”.

A su vez, Macri se refirió a las dificultades para evitar el incremento de los precios y, en una de las preguntas, contestó acerca de los posibles cambios en la meta inflacionaria. “Vamos a delegar la baja del indicador al Banco Central. Ratifico que es fundamentar bajar la inflación, porque es lo que más castiga a los trabajadores y es una traba al crecimiento, va a haber mucho más empleo”, expresó.

Además, manifestó que las negociaciones con el FMI negó que esto signifique recortes jubilatorias, baja de salarios y una injerencia directa del organismo sobre las medidas políticas y económicas del país. “Es una herramienta adicional, es mentira que el fondo planteó leyes laborales ni tipos de cambio. Reducir el déficit significa demostrarle que podemos devolver el dinero. Nos van a decir en qué número ellos se sienten cómodos con la reducción, después cómo lo hacemos es cosa de nuestros dirigentes. Vamos a potenciar el futuro de los argentinos”.

Otro de los temas que tampoco pasó desapercibido fue la discusión del proyecto opositor para eliminar la suba de las tarifas. “Quién más que yo quisiera no aumentar las tarifas. Si hubiese habido alguna alternativa hubiese sido yo el primero en tomarla, pero esto es lo que vale la energía. Es mentira que estas tarifas son carísimas. Hemos pagado hasta un tercio de lo que pagan los países limítrofes. No se puede avanzar en una propuesta que destruya el presupuesto que ya se aprobó”.

Comentarios