VIOLENCIA DE GÉNERO

Lo detuvieron por golpear brutalmente a su ex y cuando lo liberaron la volvió a agradir

El joven de 19 años se enteró que su ex fue a bailar y le dio una brutal golpiza a la salida de un boliche. Lo imputarán por los delitos de lesiones leves dolosas agravadas por el vínculo, abuso sexual y robo simple.


Una joven de 19 años sufrió una feroz paliza por parte de su ex cuando salía de un boliche en la localidad de Las Rosas. El episodio quedó registrado en una cámara de seguridad. El agresor fue detenido.

El hecho se produjo el 28 de julio pasado alrededor de las seis de la mañana en el playón de estacionamiento del boliche Rumba, ubicado en la ruta Nacional 178, entre las calles Mendoza y Tucumán de dicha localidad.

A ese lugar concurrió Gina, de 19 años, junto a sus amigos. En un momento la joven fue abordada por Gonzalo Herrera, de 19 años, con quien tiene dos hijas de dos años y recientemente había terminado una relación sentimental.

El muchacho se enteró que la adolescente fue a bailar y la abordó en el ingreso del boliche. Acto siguiente la agarró del cuello, la tiró al piso y le dio dos patadas. Con ella en el suelo le propinó cinco trompadas, Luego la levantó tomándola del cabello y le hizo golpear el rostro contra el acoplado de un vehículo.

Enfurecido, el joven quiso seguir lastimando a su ex pareja pero en ese momento efectivos de la policía escucharon el pedido de auxilio de la chica y lo frenaron.

Lo cierto es que la adolescente fue remitida al hospital Samco de la localidad, donde le diagnosticaron múltiples escoriaciones y traumatismos en diversas partes del cuerpo (lateral oreja izquierda, mano izquierda, torso).

Por su parte, Herrera fue detenido y trasladado a la comisaría de Las Rosas, donde le iniciaron una causa por lesiones leves dolosas. Pero tras tomarle declaración, fue liberado.

Una vez en libertad, Herrera se dirigió a la casa en la que ella vive junto a sus padres, en la localidad de Las Parejas y la volvió a agredir delante de sus hijas.

El joven permaneció prófugo algunas horas hasta que fue nuevamente aprehendido. Desde la Fiscalía de Cañada de Gómez, que interviene en la causa, lo imputarán por los delitos de lesiones leves dolosas agravadas por el vínculo, abuso sexual (manoseo a la víctima en la agresión) y robo simple.