SIGUE EL CONFLICTO

La novela Barrera sumó otro atrapante capítulo: ¿se define en FIFA?


Como suelen hacer los productores televisivos, si el culebrón da buen rating, lo estiran, le agregan capítulos, hasta aparecen nuevos personajes. Algo así sucede con la novela Jarlan Barrera, disputado por Central y Tigres desde hace más de 20 días y que hasta podría tener un tercero el discordia, un protagonista que no es deseado: la FIFA.

La situación está lejos de resolverse. Por un lado, el volante colombiano que el 31 de diciembre quedó en libertad de acción tras vestir la camiseta de Junior de Barranquilla, pretende rescindir el contrato que firmó con el club mexicano porque ya tomó la decisión de recalar en Arroyito. Sin embargo, eso no será nada sencillo, ya que la entidad “felina” insiste con un resarcimiento económico.

Dirigentes de Tigres y de Central están en constante diálogo desde hace algunos días para llegar a un arreglo por la cifra a pagar, pero las pretensiones de los mexicanos son muy altas y está allí el problema. ¿Será el propio Barrera el que deberá intervenir para poner plata de su bolsillo y acabar con esta discusión?

A esta altura, lo cierto es que este conflicto parece continuar en la máxima entidad del fútbol mundial, que deberá definir entonces de qué manera deberán ponerse de acuerdo los dos clubes. Claro que si se llega a esa instancia, varios días más demorará el fin de esta novela y que Barrera pueda practicar en Arroyo Seco, tal y como es su deseo.

Mientras tanto, el volante cafetero de 23 años viajará en las próximas horas rumbo a Chile donde entrenará de forma particular con un profe que le pondrá Central, en otro gesto que deja claro tanto la intención del conjunto de Arroyito por contarlo, como de él de estar a las órdenes de Edgardo Bauza.

x
Paladini flotante