EN DIÁLOGO CON ROSARIO NUESTRO

La actriz del video contra el porno machista: “No se trató de una tarea sencilla”

En medio de la viralización del spot, Silvia Rubí compartió sus sensaciones y se refirió a la educación sexual.

Por Tatiana Pace

sábado 29 de septiembre, 2018

¿Y tú, cómo aprendiste a follar? ¿Te lo has preguntado alguna vez? Mira un poco a tu pasado… ¿Cuánto de lo que sabes sobre sexo lo has sacado del porno? Así interpela el Salón Erótico de Barcelona mediante un video a favor de la educación sexual a quién lo ve. En solo noventa segundos, la campaña que trascendió fronteras deja un claro pero impactante mensaje. Silvia Rubí  es su protagonista y compartió, desde la metrópoli española, las sensaciones de encarnar tan poderoso papel con Rosario Nuestro.

El mensaje es contundente y hace que la gente hable”, dice entre líneas sobre el spot Rubí, quien fue convocada  por la agencia de publicidad VIMEMA para la interpretación. La joven premiada como mejor actriz porno española inició su carrera en 2006, luego de un fugaz pero sensual viaje a Gran Canaria con una pareja alemana. Desde entonces, la curiosidad por la experimentación fue cada vez mayor al punto de convertirse en su profesión.

El video contra el porno machista fue impulsado por el Salón Erótico de Barcelona, un evento de referencia mundial sobre sexo y erotismo que tendrá lugar desde el 4 hasta el 7 de octubre. Con luces tenues de fondo, la filmación se concretó en un día a pesar de la consistencia de cada una de sus escenas. “El momento del rodaje fue bastante estresante, tenía que irme de viaje por la noche y cómo se puede ver no se trata de una tarea sencilla”, relata al respecto la actriz.

Tan rápido se filmó, se viralizó. “Tenía claro que iba a ser un spot fuerte y que la gente reaccionaría bien y mal”, comenta acerca del impacto social que provocó la campaña. La educación sexual es un reclamo que enfrenta opiniones, no solo en España sino también en Argentina. A pesar que pasaron doce años de la sanción de la ley en nuestro país, su cuestionamiento retornó con fuerzas en medio del debate sobre la legalización del aborto.

De acuerdo con Rubí, en España la Educación Sexual Integral es “prácticamente nula” y al respecto expresa que “se les da una clase que da más miedo que consejos sobre el sexo”. Una realidad que no es ajena a la argentina. “Falta comunicación entre jóvenes y adultos. Pero claro, hay que tener en cuenta también que muchos mayores tienen una educación sexual aún peor”, opina contundentemente.

“En una sociedad sin educación sexual, el porno es tu libro de instrucciones. Pero también resulta que con ese libro de ficción, no sólo has aprendido a follar”, anticipa la campaña antes de mostrar prácticas machistas que culminan “fabricando violadores en manada”. Por este motivo, el Salón Erótico decidió tomar cartas en el asunto, para líderar un cambio en el sector haciéndolo más responsable e igualitario y para demostrar que el porno es ficción y que el sexo real puede ser diferente.

La ola feminista introdujo nuevas perspectivas que, acompañadas por el tiempo, naturalizó y deconstruyó creencias y experiencias. En este contexto, la mentalidad de Rubí ha ido cambiando y la forma de ver las situaciones de su alrededor también, sobre todo en cuanto al porno. Su carrera comenzó a los 19 y hoy con 31 destaca que “hay un gran volumen de porno machista que es consumido por mucha más gente de la que podría pensar”.

Pese a que se habla del porno de otras formas diferentes que antaño, hay un poquito menos de tabú que hace años pero sigue siendo un trabajo no regulado y socialmente complicado”, reflexiona Silvia sobre su profesión y añade que continúan cargando con una gran estigma, sobretodo las actrices. Pero, por suerte, como dice el video “ahora mandamos nosotras” las mujeres. De este modo, el Salón Erótico de Barcelona decidió que las áreas creativas están dirigidas por mirada feministas, referentes en su sector, ya que sostienen que “la revolución social hacia nuevos modelos de relación, perspectivas de género y orientaciones sexuales es necesaria e imparable”.

“En una sociedad sin educación sexual era obligatorio que el porno cambiara”, finaliza el video que ya cuenta con más de 273.000 reproducciones, en pos de demostrar que alguien con un escote no tiene hambre de polla, que sin arcada si hay mamada, que una mujer borracha no es una oportunidad y que si no pone resistencia es una violación. “El porno más machista seguirá siendo la única educación sexual a la que asistirá tu hijo y tu hija”, y mientras siga así seguiremos acumulando minutos de silencio y estando en manos de jueces que crean que una violación es un jolgorio sexual.

Silvia Rubí es también Directora Artística del Salón Erótico de Barcelona 2018, un evento que reunirá actividades lúdicas, culturales, informativas, formativas y comerciales sobre erotismo, posicionando el sexo como algo positivo, sin actitudes denigrantes y promoviendo la industria alrededor del ocio. La protagonista de esta nota “os invita a que veáis el porno” como lo vive ella y se despide a 10.000 kilómetros de distancia con una frase tan elocuente como sublime: “Disculpa que no me enrolle más pero es que voy un poco de culo. Saludos”.

Comentarios