CORONAVIRUS

Fuerte rechazo de dueños de bares: "Las restricciones siempre aparentan ser específicamente sobre la gastronomía"

Alejandro Pastore, titular de Paseo Pellegrini, manifestó la preocupación de los representantes del rubro de cara a lo que se viene.


El titular de Paseo Pellegrini, Alejandro Pastore, manifestó la preocupación del sector gastronómico por las nuevas restricciones que se anunciarán este miércoles en la provincia para frenar la curva de contagios de coronavirus. Según trascendió, se limitará la circulación vehicular desde las 20.30, aunque los locales podrán cerrar a la medianoche como hasta ahora. "Las restricciones siempre aparentan ser específicamente sobre la gastronomía", manifestó el representante del rubro.

"Sería una medida similar a la que vivimos en octubre, que afecta muchísimo al sector porque inhibe la posibilidad que aquel que no está cerca de un espacio gastronómico pueda acceder o que lo tenga que hacer con costos mucho mayores para movilizarse", destacó Pastore, en diálogo con la prensa y puso el foco en la preocupación que invade a los dueños de bares y restaurantes.

"Nos preocupa mucho. Las restricciones siempre aparentan ser específicamente sobre la gastronomía, porque cuando uno analiza y hace un recorte acerca de qué rubros se afectan a partir de este tipo de medidas se da cuenta que la gastronomía es prácticamente la única afectada, además de los salones de fiestas, espectáculos y demás", expresó.

Además, remarcó que es en ese punto donde surge la inquietud en torno a cuáles van a ser las medidas paliativas que implementarán las autoridades. "Por un lado, las restricciones se anuncian muy rápidamente pero los anuncios de cómo se va a asistir al sector, cómo se va a compensar lo perdido, tardan mucho en llegar". En ese sentido, apuntó que la demora "se demuestra cabalmente en los 150 mil puestos de trabajo que perdió el sector hotelero-gastronómico en un año y los 4500 empleos que se perdieron en el sur de Santa Fe". Así, destacó que las cifran " son 40 veces (lo que se pierde con) Falabella".

Por otra parte, afirmó que siempre que se mantenga la ventilación de los espacios y los comensales prioricen ocupar mesas afuera, no debería verse afectada la ocupación de los locales. "Los aforos internos hoy están más que equilibrados, con distancia suficiente entre mesas y no sería parte de una solución pensable para mejorar el protocolo, que, de por sí, ha demostrado ser seguro", resaltó.

En tanto, puso especial énfasis en las consultas que los dueños de bares y restaurantes efectuaron a expertos médicos en torno a si existía una incidencia en las estadísticas respecto de los contagios de covid en sus comercios en la curva de casos. "La respuesta fue que no, no hay una evidencia concluyente acerca de que bares y restaurantes aportan a los números de contagios. Sí sabemos que un 70% de los encuestados positivos manifiestan haber estado en encuentros sociales o en reuniones clandestinas".

En esa línea, subrayó las declaraciones de taxistas que expresaron haber tenido un pico de demanda entre las 3 y 4 de la mañana el fin de semana pasado. "Eso muestra que sigue habiendo una movilidad de perfil clandestino, que es la que impacta en la cantidad de casos y que está muy lejos de lo que es la gastronomía que está hiperfiscalizada".

x
Paladini flotante