CHAMPIONS LEAGUE - GRUPO F

En su partido 700, Messi se anotó en la red y Barcelona selló el pase a octavos

El conjunto blaugrana venció 3-1 al Borussia Dortmund con tantos de la Pulga, Luis Suárez y Antoine Griezmann.


En una jornada especial por su partido 700 con el Barcelona, Lionel Messi montó un show para la clasificación del conjunto español a los octavos de final de la Champions League. A falta de una jornada para la finalización de la fase de grupos, el culé marcha primero en el Grupo F con 11 unidades, cuatro más que el Borussia Dortmund (7). Completan la zona Inter (7) y Slavia Praga (2). Por la última fecha, el Barça visitará al Neroazzurro el martes 10 de diciembre.

Y justamente el Barcelona sella su clasificación contra el equipo alemán, con una gran actuación de Lionel Messi, quien convirtió un gol, asistió a Luis Suárez y a Antoine Griezmann para el 3-1 parcial y fue el eslabón principal de cada ataque del equipo blaugrana.

Una de las primeras intervenciones del rosarino fue a los 8 minutos cuando protagonizó una gran jugada individual y recibió una falta. La Pulga se hizo cargo del tiro libre, que terminó en la barrera. A los 29, el argentino asistió a Luis Suárez para que convierta la apertura del marcador. Un minuto después, Messi volvió a realizar una excelente acción personal, que terminó con la atajada de Roman Burki. Hasta que llegó el tan ansiado gol de La Pulga, tras una devolución de gentileza del uruguayo y luego de una pared a los 32 minutos. Así se fueron al descanso, con triunfo parcial por 2-0.

En el complemento, a los 40 segundos dio un pase estupendo para Antoine Griezmann, quien definió mal. Sin embargo, la sociedad entre el argentino y el francés fue una de las mejores del encuentro y de los últimos partidos del Barcelona. A los cinco minutos, Messi fue amonestado por simular un penal, aunque la jugada previa fue realmente extraordinaria. A los 20′, en una faceta poco conocida en él, La Pulga casi convierte de cabeza tras un gran salto. Un minuto después, volvió a asistir de manera magistral a Griezmann, quien esta vez sí definió bien cruzado del arquero. A los 23′, una apilada espectacular del capitán. Entre gambetas y rebotes fortuitos a su favor, se ganó la mayor ovacion del partido. La última acción individual destacada de Lionel fue a falta de quince minutos, cuando disparó un tiro libre difícil por su ubicación, pero que igualmente termino con la pelota impactando en el travesaño.

De esta manera, el rosarino disputó su partido 700 con el Barcelona y quedó a 14 de igualar el gran récord de Ricardo Bochini, gloria máxima de Independiente, quien alcanzó esa cifra a lo largo de 20 tempradas en el conjunto de Avellaneda. ¿

Los goles


x
Paladini flotante