SALUD

Día mundial contra el Cáncer: “Prevenir es curar”

En marco de esta jornada, Rosario Nuestro dialogó con integrantes de la Agencia Provincial de Control del Cáncer.

Por Rosario Nuestro Redes

domingo 4 de febrero, 2018

Por: Tatiana Pace

Desde hace ocho años, cada 4 de Febrero une a todo el planeta bajo un mismo y único lema: combatir el cáncer. Esta jornada mundial busca inyectar en la población consciencia sobre la enfermedad, y así lograr reducir mediante la prevención, el control y la detección temprana, el índice de mortalidad ocasionado por la patología.

El calendario corre y de pronto nos encontramos con el segundo mes del año. No sólo el tiempo que corre puede sorprendernos, sino que con él también el avance de una enfermedad. Puede que al calendario no podamos frenarlo ni que su paso sea más lento, pero sí se pueden tomar recaudos para detener e incluso prevenir al cáncer. Por este motivo, el lema “prevenir es curar” distingue este domingo.

En este sentido, la detección temprana es un camino que conduce a la curación y está al alcance de la mano, según la Dra. María Alejandra Bártoli, integrante de la Agencia Provincial de Control del Cáncer, es “moderadamente difícil” concientizar a las personas sobre el tema, pero “si uno informa de manera clara y sencilla, la gente entiende perfectamente”.

Sin embargo, insiste que todavía hay un dato aún más importante y es ingresar el concepto de prevención en la comunidad médica: “No todos tienen incorporado esto a su práctica. El médico clínico que controla a una persona por hipertensión, no le pregunta si se hizo la mamografía”.

“Prevenir es curar”: métodos de detección temprana

El cáncer es una de las enfermedades crónicas no transmisibles que más muertes provoca al año en el mundo. Sin embargo, al menos un tercio de los tipos de cáncer se puede prevenir al adoptar estilos de vida saludables y métodos para hacer una detección temprana de la enfermedad. En ese sentido Bártoli detalló cuáles son los tres tumores que pueden prevenirse a partir de un control temprano:

Número 1: Cáncer de cuello uterino. Es el más frecuente en las mujeres y puede detectarse precozmente mediante el PAV. Este estudio debe realizarse tres años después de las primeras relaciones sexuales o a partir de los 25 años. Otra herramienta es el test del HPV que detecta el virus que puede predisponer al tumor de cuello uterino. Si el resultado es negativo se repite cada cinco años. También existe la posibilidad de vacunarse contra el HPV y ya es obligación en niñas y niños a partir de los 11 años.

Número 2: Cáncer de mama. La detección puede realizarse través de una mamografía, que a partir de los 50 años debe ser bianual. En caso de que la paciente tenga antecedentes familiares, los controles deben comenzar a una edad más temprana. A su vez, la mujer debe hacerse un examen médico anual y revisar su mama por un profesional, más allá de hacerse un autoexamen, que también es importante.

Número 3: Tumores del intestino grueso. El test es muy sencillo y para nada invasivo. No requiere dieta ni ningún tipo de preparación previa. La prueba inmunoquímica es muy sencilla, el paciente introduce una pequeña petaquita cuando evacua el intestino y lo realiza desde su casa, según explicó Bártoli.  Si el estudio da positivo, se practica otro que es un poco más invasivo. Toda la población adulta, mayor de 50 años, debe hacerse este control.

Estos tres tipos de cáncer son los que mayor pauta de prevención tiene. Sumado a los controles médicos, hay que tener también normas de prevención general como combatir el sobrepeso, hacer actividad física, evitar fumar y el uso de cama solar.

Atlas de Mortalidad: ¿Qué dicen las estadísticas?

En el trienio 2013-2015 más de 17.000 personas fallecieron víctimas del cáncer, así lo indica el Atlas de Mortalidad por Cáncer de Santa Fe. Según él subdirector de la Agencia Provincial de Control del Cáncer, Dr. Luis Fein, estos índices se mantienen estables, es decir, “no han incrementado, pero tampoco ha disminuido”.

De acuerdo con Fein, lo importante es que está creciendo la conciencia acerca de la prevención, sobre todo en las mujeres. “La mujer consulta más, desde más temprano y tiene una relación más cerca con los médicos”, indicó el doctor. En cambio, “los hombres, por una cuestión cultural les cuesta acercarse más”.

En este sentido, el último índice provincial indica que en Santa Fe fallecieron 9.025 varones a causa del cáncer y 8093 mujeres, en el período 2013-2015. El cáncer de pulmón es el que más afecta a los hombres, cobrándose en ese lapso alrededor de 2000 vidas a nivel provincial. Le siguen, el cáncer de colon, recto y ano y el de próstata. En tanto, el cáncer de mama es el que más afecta a las mujeres. En el territorio santafesino, fallecieron 1533 a raíz de este tipo de cáncer en el mismo período de tiempo. Le siguen, el cáncer de colon y el de pulmón. Este último, con una importante brecha entre hombres y mujeres: 1877 varones fallecieron a raíz de este tipo de cáncer, mientras que 800 fueron las mujeres que perdieron su vida.

Comentarios