MARÍA EUGENIA SCHMUCK

“Cabify no cumplió las reglas, está muy bien que se le haya dado de baja la habilitación”

La concejala del FPCyS se refirió a la reciente suspensión de la empresa de transporte que funciona a través de una app.


La concejala María Eugenia Schmuck se refirió a la reciente suspensión de Cabify, empresa de transporte privado que funciona en varias partes del mundo a través de una app y que su desembarco en la ciudad había generado el rechazo de taxistas y remiseros. “Lo que pasó con Cabify es que no cumplió las reglas, está muy bien que se le haya dado de baja la habilitación”, sentenció la edila.

Con respecto a la regulación de este tipo de empresas, sostuvo: “Yo soy de las que presentó las ordenanzas para regular las aplicaciones y eso implica debatir cuáles son los requisitos que nosotros queremos imponerle a cualquier aplicación, sea un sistema privado de transporte o público”.

“Lo que nosotros decimos es discutamos las aplicaciones, ya sean del sistema de transporte de taxis y remises o del transporte privado, y en función discutamos la normas de calidad”, aseveró la integrante del Frente Progresista Cívico y Social (FPCyS). “Que uno pueda saber quién es el conductor, qué calificación le da al usuario, si puede hacer un viaje compartido, qué trayecto va a tomar cuando le pone el destino, que siempre como condición sine qua non pueda pagar con tarjeta de crédito o débito”, agregó.

En ese sentido, dijo: “El sistema público de remises y taxis tienen que cumplir con todas estas normas y los de privado que quieran instalarse en la ciudad además tienen que pagar un canon, cumplir con todos los requisitos. El canon deben pagarlo trimestralmente, un porcentaje del valor del auto”. Y destacó: “Ese proyecto está presentado hace un año”.

“Lo que pasó con Cabify es que no cumplió las reglas, está muy bien que se le haya dado de baja la habilitación”, opinó sobre el tema. Y concluyó: “Lo que va a seguir pasando que este tipo de aplicaciones van a seguir apareciendo en la ciudad si no les fijamos reglas, aunque sean muy difíciles. Discutámosla, pueden ser aun más rigurosas pero me parece un error no debatirlo, no es inteligente”.